La Poesía

Se llamaba Huseín

Se llamaba Huseín
el niño de la patera,
al que cobijó la luna
en playas de Torrenueva.

El del pelito rizado
el del color de la almendra.
el que dejó su Nador
en busca de nueva tierra.

Antes carne de hambre fue,
hoy es carne de mareas,
hoy es carne de las olas,
hoy es carne de promesas.

Sus años como ocho flores
coronan su frente tersa,
ocho años de esperanza
en busca de nueva estrella.

Ocho flores del desierto
en luna de primavera,
han llegado a las orillas
guíados por las sirenas.

Carne de mar y de sal,
carne de amor y de penas
carne de incierto futuro,
carne de esperanza plena.