La Poesía

TÚ NOMBRE

TÚ NOMBRE

Al Dios del cielo le pido
no te borre de mi boca
porque si tú nombre olvido
yo voy a volverme loca.

Repetirlo a todas horas
es mi mayor alegría,
y hace que contigo sueñe
de noche como de día.

Tus cuatro letras grabadas
llevo en mis cinco sentíos
cuatro letras, cuatro soles,
tú nombre, cariño mío.

Yo me mantengo despierta
lo mismo que un centinela,
buscando siempre en el cielo
tú nombre entre las estrellas.

Cuatro estrellas que guardamos
en aquella noche clara,
que con otras enlazamos
y nuestros nombres formaban.

Hoy, al repetir tú nombre
brillaban más las estrellas,
haciendo unos parpadeos
mientras se abrazaban ellas

Al mismo tiempo en mi cuerpo
yo sentí ese extraño abrazo,
percibiendo la alegría
de encontrarme entre tus brazos.

Tú nombre llevo conmigo
en lo profundo del alma,
para que oigas mi llamada
cuando yo a tú lado vaya.
Pa. Sa. Ma.