Monarquía

El Rey de España

El pulso desigual que decidió la partida de Don Juan Carlos.

A pesar de las presiones, el Rey se negó a imponer a su padre las medidas que exigía el Gobierno y puso como condición que la decisión la tomara Juan Carlos I.

Almudena Martínez-Fornés.

PALMA. Actualizado: 09/08/2020 02:17h.

Podemos y los separatistas presionaron al Gobierno, el Gobierno presionó al Rey, el Rey trasladó las presiones a su padre y Don Juan Carlos tomó su propia decisión: no abandonaría el Palacio de La Zarzuela, como Pedro Sánchez pedía, sino que se iría de España por un tiempo sin definir. Este es el resumen de los acontecimientos que desencadenaron la salida forzada de Don Juan Carlos el pasado domingo y que han desatado una tormenta de consecuencias impredecibles.

La crisis se desató el pasado 14 de marzo, cuando un diario británico trató de implicar al Rey en unas fundaciones supuestamente opacas de Don Juan Carlos. En un gesto sin precedentes y que muchos consideraron excesivamente duro en aquel momento, Don Felipe hizo un exhaustivo comunicado en el que anunció, entre otras medidas, que renunciaba a la herencia de fondos poco transparentes y retiraba la asignación anual a su padre.

PD: ARTÍCULO MUY INTERESANTE, SIGAN LEYENDO LA (WEB)