Pablo Iglesias

Partiendo de que ambos no santos de mi devoción....

Así se han enriquecido Pablo Iglesias e Irene Montero desde que están en política.

Entre ambos, acumulan unos 256.000 euros en cuentas corrientes y fondos y un total de ocho inmuebles (algunos al 50%).

M. Llamas - 2019-06-07.

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, y su pareja, Irene Montero, miembro también de la cúpula del partido morado, han acumulado un sustancial patrimonio desde que ambos decidieron dar el salto a la política en 2014, cuando se presentaron a las elecciones europeas. Desde entonces, Iglesias ha sido europarlamentario y, posteriormente, entró en el Congreso, mientras que Montero ocupó cargos institucionales dentro del partido para, finalmente, ser diputada desde principios de 2016.

En la actualidad, ambos acumulan unos 256.000 euros en cuentas corrientes y fondos, un total de ocho inmuebles (algunos de ellos compartidos al 50%), una moto y dos coches. Su principal deuda, compartida a medias, es una hipoteca de 540.000 euros que solicitaron en su día para comprar el famoso chalet de Galapagar, en la sierra de Madrid, y cuyo saldo pendiente asciende a 476.000 euros, según revelan las declaraciones de bienes que ha publicado este jueves el Parlamento.

La pareja se consolida, por tanto, como una de las más ricas de Podemos.

Este Llamas... No me digas que no juega al despiste y al engaño. ¿ves la diferencia entre la información de Llamas y la de Luis B García?
La primera es verdad, pero se presta a que los lectores interpretemos, que se han hecho supermillonarios con la política.
Yo me alegro de que haya periodistas muy honrados que impidan que los lectores no tengamos clarísimas las cosas.
Eso es ser buen periodista.

Clara, lo he dicho muchas veces. ¡qué bien vive un comunista en un país capitalista!

Partiendo de que ambos no santos de mi devoción.

La frase, sonó bien, tuvo su momento, y como otras muchas, quedó trasnochada.
Respuestas ya existentes para el anterior mensaje:
Olimpio, la frase la mantengo.
... qué bien viven los comunistas...