Foro Común


Mensajes de Julio Anguita (Izquierda Unida) enviados por Triana:

Un rebelde con causa
Perdone usted que no me levante.
¡Que pesadez, ¡que horror, el confinamiento está haciendo estragos, ¡puffffffffffffff, que sainete, y encima dice que por favor vale ya eh, hay que tener pelendengues, ¡Jesús, José y Faustina!
Ay!, Angel, los favores suelen pagarse caros en la vida. No esta mal, que te lleves bien con él, faltaria mas. Pero en no pocas ocasioens, los pagos suelen acercar tanto el deudor y al prestamista, que acaban por no distinguirse. Favor con favor se paga. Un saludo; Angel
¡Ay, Ferisa, veo que sigues con el dedo señalando la luna, te pasa lo mismo que a Faustina.
TRIANA. Tener amigos en un foro es imposible
No nos conocemos de nada. Si respeto
Ángel, totalmente de acuerdo contigo, TODO ESTO ES VIRTUAL, esto está para pasar un rato, nada más.
TRIANA. Al decir que eres unp más no trato de DISTINGUIR a nadie. En mi siempre tendrás no un amlgo si una persona respetada
.
Ángel, gracias, lo mismo te digo.
Ferisa
TRIANA no es mi amigo 'ni mi enemigo
Triana es uno más del foro. Comoo tú
Gracias Ángel, yo tampoco tengo amigos en el Foro. Eso sí, TRIANA NO ES UNO MÁS EN EL FORO, TRIANA ES ÚNICO, Y MENOS QUE ME COMPARES CON EL DEL DEDO EN LA LUNA, ESO SÍ QUE NO.
EN PRIMERA FILA.

Triste privilegio para Anguita.

¿Necesita más consuelo el ciudadano que conoció al líder comunista por televisión que el familiar de un fallecido?

Ana I. Sánchez.

Actualizado: 18/05/2020 23:39h.

Dudo que a Julio Anguita le hubiera gustado la privilegiada despedida que recibió el domingo en las calles de Córdoba. El exdirigente de IU fue uno de esos pocos políticos que vivió toda su vida de manera acorde con sus ideas comunistas, sin alejarse ni un milímetro de ellas. Otras cosas podrán reprochársele, pero no la incoherencia que gastan a menudo sucesores suyos como Pablo Iglesias o Alberto Garzón. Sin embargo, el «califa rojo» recibió lo que ningún otro puede estos días: el respeto de casi medio millar de simpatizantes reunidos en la calle para darle su último adiós. Las autoridades competentes hicieron la excepción cuando cualquier otro fallecido dentro de una ciudad en fase 1, como Córdoba, solo puede contar con un acompañamiento de 15 personas máximo al aire libre.
A Anguita pudieron homenajearle vecinos que ni siquiera le conocieron, pero muchos nietos no pueden dar una última despedida a sus queridísimos abuelos. ¿Cuál ha sido el criterio para permitir una despedida multitudinaria en la calle? ¿Acaso es mayor la necesidad de consuelo de un ciudadano que ha conocido a su ídolo político por televisión que la que tenga el familiar de un fallecido? ¿O es que por ser político y comunista no se le aplican las mismas normas que al resto?

Además de privilegiado, el último tributo a Anguita acabó convertido en una aglomeración de esas que hoy son un peligro para la salud porque no todos respetan el protocolo de distancia física. La culpa del episodio no es de la familia del político cordobés que mantuvo escrupulosamente el límite de diez personas que pueden acompañar a un fallecido en el interior del velatorio, sino de la pasividad de las autoridades que permitieron un trato hoy está prohibido al común de los mortales. No me entiendan mal, el «califa rojo» fue una figura política que merecía una despedida con mayores honores que los que recibió. Pero los sacrificios impuestos por el Covid-19 en aras de la salud pública deben ser soportados por todos por igual, sin prerrogativas y mucho menos por razones ideológicas o de profesión. Ni cabe que Mariano Rajoy se saltara la cuarentena para pasear por la calle ni mucho menos cabe una aglomeración para despedir a Anguita.

Curiosamente, esta vez Pablo Echenique no ha dicho esta boca es mía. Ni ha lanzado comentarios burlescos o jocosos contra los cordobeses, ni ha atacado al alcalde de la ciudad por no actuar ante la aglomeración, como sí hace cuando los vecinos de Madrid se manifiestan contra el Gobierno. ¿Acaso piensa el portavoz de Podemos que es lícito que cientos de personas se junten en la calle para rendir homenaje a un comunista, pero que es ilícito que lo hagan para despedirse de sus familiares o para protestar contra el Ejecutivo socialista? ¿En un caso no hay atentado contra la salud pero en los otros dos sí? Seamos serios, por favor.

El funeral del histórico Anguita sirvió, a fin de cuentas, para demostrar que quienes hoy gobiernan España se consideran una «casta» merecedora de prerrogativas que extienden a sus más afines. En un momento en que la labor de los políticos vuelve a estar cuestionada, la despedida del comunista cordobés era una oportunidad inmejorable para demostrar que no se consideran con privilegios respecto al resto de ciudadanos. Anguita lo habría tenido claro. Pero su despedida ha sido un ejemplo de privilegio. Así que no, no creo que ese homenaje le hubiera gustado.

Ana I. Sánchez.

Corresponsal.
¿EN los funerales no estaba permitido solo hasta 10 personas? ¡Qué virus mas raro, en el cierre de Ifema se contagia a y en el funeral No!
Se me ocurre un chiste, pero mejor me callo la boca, no está el horno para bollos.
¡Como pasa el tiempo! y seguimos lo mismo.
Para Anguita, la honradez era esencial, siempre comentaba, que ante un candidato de izquierda corrupto y uno de derecha honrado votaria al honrado. No tiene nada que ver con las intepretaciones fátuas y esperpénticas que algunos pretenden atribuir. Yo tambien, voto al honrado y no al corrupto, que es, desgraciadamente lo contrario a lo que se estila, independiente de su filiacion politica. Pero la casualidad, hace que la corrupcion es intrinseca al sistema que defiende la derecha, y convieerten al ... (ver texto completo)
Diga usted que sí, ¡cuanto lo echamos de menos! su sabiduría es imprescindible en este Foro.

Abrazos.