Amigos de la fotografía

Si bello es un atardecer, no lo es menos un amanecer, pues en ambos, cuando el sol está en

Si bello es un atardecer, no lo es menos un amanecer, pues en ambos, cuando el sol está en la raya de horizonte, se ven los contornos anaranjados de coches, casas, pretiles, reflejos en el agua, ya sean en el pantano o en la piscina, así como el contorno de todo lo que medie entre el sol y el especador, como en este caso las ramas de unos árboles. En alguna ocasión también he captado en la instantánea alguna bandada de aves en vuelos, lo que le da otro toque singular.
Saludos