Cataluña

Jordi
Foto enviada por Triana

Supongo que no te sorprende.

¡Menudo tajo de impresentables!

.
Saludos
Ya nada me sorprende, no se donde llegaremos con tanto desatino.

Saludos.
La juez autoriza un permiso de seis días al golpista Sànchez con un informe manipulado de la cárcel.

El documento asegura que las expectativas de Sànchez, presidente del nuevo partido del prófugo Puigdemont, "ya no están en la política activa".

Pablo Planas-2020-08-28.

La titular del juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 5 de Barcelona y los técnicos de la prisión de Lledoners, donde cumplen condena los presos separatistas, consideran que Jordi Sànchez es un interno modélico, cuya evolución ... (ver texto completo)
Supongo que no te sorprende.

¡Menudo tajo de impresentables!

.
Saludos
La juez autoriza un permiso de seis días al golpista Sànchez con un informe manipulado de la cárcel.

El documento asegura que las expectativas de Sànchez, presidente del nuevo partido del prófugo Puigdemont, "ya no están en la política activa".

Pablo Planas-2020-08-28.

La titular del juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 5 de Barcelona y los técnicos de la prisión de Lledoners, donde cumplen condena los presos separatistas, consideran que Jordi Sànchez es un interno modélico, cuya evolución es muy positiva y que para nada piensa volver a dedicarse a la política. Se ignora de dónde sacan esa idea, toda vez que Sànchez ha pasado de presidir la Assemblea Nacional Catalana (ANC) a presidir el nuevo partido del prófugo Puigdemont, Junts per Catalunya (JxCat).

La notoriedad política de Sànchez no es impedimento para que tanto la juez como los técnicos -psicólogos, juristas y trabajadores sociales- afirmen sin reparos que la intención del preso es "reinventarse" y encontrar una ocupación en el ámbito privado.

La juez de Vigilancia Penitenciara María Jesús Arnau Sala, que canceló el tercer grado en espera de la decisión del Supremo a pesar de estar de acuerdo en su concesión, avala la autorización de un nuevo permiso de seis días para Sànchez en un auto en el que subraya que la evolución del interno es positiva, tiene cumplida una cuarta parte de la condena y presenta buena conducta y relaciones adecuadas con los internos y los profesionales.

"No hay ahora convocado un referéndum"

También considera que no hay riesgo de reincidencia porque "al menos no hay ahora convocado un referéndum de independencia prohibido por el Tribunal Constitucional, ni procedimientos judiciales sobre los se vengan generando movilizaciones, más en la situación provocada por la pandemia de la covid-19".

Además, censura que la Fiscalía incida en la ausencia de arrepentimiento de Sànchez porque "no creemos que sea el objetivo del tratamiento penitenciario, que se conforma con que el interno se ajuste a las reglas de convivencia más allá de que esté o no de acuerdo con ellas, las pretenda cambiar o discrepe de la aplicación que realicen los jueces".

Ya no se subiría al coche de la Guardia Civil.

La juez se escuda en que la sentencia del Supremo no impuso "condiciones a la posible concesión de permisos ordinarios de salida" y esgrime el último informe elaborado en la prisión de Lledoners sobre la evolución de Sànchez, un documento al que ha tenido acceso el digital El Independiente y en el que se asegura "sus expectativas actuales ya no están en la política activa (...) no tiene intención de liderar ninguna entidad ni movimiento social, manifiesta que sus inquietudes políticas serán enfocadas de otra manera que por descontado no será la de activismo social".

El informe omite, no obstante, que Sànchez acaba de ser designado presidente de JxCat en el congreso fundacional del partido de Puigdemont y que parte del tiempo que pasa fuera de la cárcel lo dedica al activismo, como muestra este vídeo de la cuenta de Instagram de Pilar Rahola del pasado 19 de agosto, durante un permiso de cuatro días.

Los funcionarios de Lledoners aseguran que "se observa un efecto intimidatorio de la pena en el interno, la situación alargada en el tiempo de prisión ha llevado al interno a reflexionar sobre lo sucedido y sobre la consecución de los hechos delictivos". También apuntan que "el interno verbaliza que cambiaría el hecho de subir al coche para avisar a los manifestantes que desconvocaban la manifestación, desde el exterior se percibió como una falta de respeto a la policía".