Foro Común

¡últimamente, qué poco tiempo tengo para el foro!...

¡últimamente, qué poco tiempo tengo para el foro!
Pero me alegro que exista y creo que no se diferencia tampoco tanto de la vida real. Siempre he pensado que a través del lenguaje se conoce a su dueño. Y visto y comprobado, cuando mas de uno o de una lo cambia y deja tras de si su especial poso.
Unos y otras se quejan de la poca libertad que da el foro pero porque no se está dispuest@ a seguir unas mínimas reglas del juego aquí, como en la vida: respeto y educación.
Y a partir de ahí, se puede hacer y decir de todo. Cada uno o cada una como es, que como digo el lenguaje es el fiel reflejo de la persona. A no ser que se sea un genial escritor, capaz de adaptarse a todos y cada uno de los personajes que cree y que se los crea. Que se los tiene que creer si luego quiere que tengan credibilidad e impacto en el lector.

Luego hay muchas formas de utilización del foro. Unos para comunicar, otros para divertirse adoptando multitud de personajes - que tienen fecha de caducidad, la mayor parte de ellos, a no ser que se sea uno o una misma dentro de él. Otros para expresar ideas, opiniones, abrir debate, crear escuela, aprender, enseñar.... Multitud de funciones. Prosa, verso cuando cuadre.
Un olvidarse de la vida diaria, de los problemas o simplemente para tomar un relax, reírse de todo, hasta de un@ misma.
Es bueno estar participando y de vez en cuando, con las circunstancias de la vida, observar desde fuera. Porque para mi estar requiere un tiempo necesario pues son multitud de mensajes que se cruzan en un momento. Es como jugar a la cuerda, alerta, y a recibirla sin que se pare el juego.
Lo que pasa es que a veces te implicas, como pasa también en la vida y ves a tu forma de ver actitudes injustas y defiendes lo que crees que debes defender en un determinado momento. Porque si no para mi es de lo más fácil y sencillo el manejarme por estos vericuetos sin tropezar ni caer.
No me vanaglorio de no haber sido nunca sancionada ni tampoco de no haber sancionado a nadie. Me va la libertad, me gusta hacer uso de ella y si alguien me molesta, lo digo sin malas intenciones. A cara descubierta, como lo haría en la vida real. Me gusta respetar y que me respeten. Y me gusta que me entiendan por lo que veo sumamente importante el lenguaje. Me gusta expresarme como ser humano que soy y denunciar lo inhuman@s que somos a veces con todo lo que nos rodea.
A veces pienso, y no por lo que aquí ocurra, que el ser humano es una tremenda contradicción pues si hay alguien cruel y capaz de hacer daño a si mismo, al prójimo y a su entorno, es el ser humano, por excelencia.
El día que esto no ocurra habrá dado un gran salto la humanidad pero hoy por hoy somos nuestro mayor enemigo, nosotros mismos, sin buscar mas culpables.

Si tu eres capaz de respetarte a ti mismo, de quererte, de comprenderte, de cuidarte, descuida que nadie te hará daño. Lo que pasa es que eso no ocurre y los principales enemigos están en nuestro interior. A partir de ahí, hacemos daño, precisamente a lo malo que hay fuera pero que distinguimos de nosotros mismos porque lo rechazamos y no nos asumimos tal como somos.
Es muy bueno, tener gente que aguante tus mamotretos, no buscando aplausos sino atención.
Feliz día a tod@s

P. D.: Lo borré pues faltaba un "no ", que no se si os habréis dado cuenta, pero sin esa palabra la frase decía todo lo contrario a lo que quería expresar. Es por lo que borro alguna vez mensajes pero hasta ahora no he borrado nunca nada de lo que haya escrito desde que empecé. Ni bueno, ni malo, acepto lo que pongo sin más.