Esperanza Aguirre

Visto y oido:

Visto y oido:
Agencia.-

Nuevo asalto en la guerra entre Esperanza Aguirre, presidenta del PP de Madrid, y Pablo Iglesias, líder de Podemos. Esta vez el ring fue el programa La Sexta Noche, en el que ambos participaron este sábado (ella, a través del teléfono; él, desde el plató). Críticas y acusaciones directas entre ambos por doquier. De Aguirre a Iglesias. Y de Iglesias a Aguirre.

Lejos de cerrarse o siquiera suavizarse, la brecha abierta entre ambos es cada vez mayor. Este sábado, el combate dialéctico no tardó en empezar... y tardará mucho, muchísimo, en ser olvidado.
El primer golpe fue de la expresidenta madrileña: "Repita conmigo: los etarras son unos asesinos". Y respondió la revolución de las últimas elecciones europeas: " ¿Ha preguntado usted a Rajoy por el acuerdo del PP con el Partido Comunista de China? ¿Y qué opina de Villar Mir, que tiene negocios con la dictadura de Arabia Saudí? Repita conmigo: yo no hago negocios con dictaduras". Y siguió: "Repita usted conmigo: la trama Gürtel firmó contratos mientras yo era presidenta".
Y, claro, la popular no se quedó callada: "Eso es cierto. En cualquier institución pueden aparecer personas corruptas. Lo importante es qué se hace con ellas. El Gobierno de la Comunidad de Madrid les cesó a todos y pidió a la Justicia que les juzgue y les condene si son culpables". Y, de paso, lanzó una pregunta al eurodiputado: " ¿Podría el señor Iglesias decir lo mismo a quienes pisotean los derechos humanos, por ejemplo, en Venezuela?".

Y en un momento dado, por las dudas despertadas en las últimas semanas, llegó la respuesta del eurodiputado que muchos esperaban: "Podemos condena la actividad de ETA. Fin de la cita", lanzó Iglesias.
Minuto a minuto, la tensión no hizo sino aumentar. Y, entonces, el líder de Podemos lanzó un golpe directo a la yugular de Aguirre: "Deseo que ningún ciudadano salga corriendo ante una multa de tráfico, y quiero que la ley sea igual para todos. Eso es lo que nos gusta a los demócratas".
Por si había alguna duda, Aguirre volvió a responder: "Es usted el que ha inventado que todos, PP, PSOE y todos somos la casta. Pero para usted los Castro no son casta. Para ustedes, una mentira repetida mil veces se acaba convirtiendo en verdad. Y yo sólo quiero que digan la verdad". Y volvió a preguntar: "Yo condeno todas las dictaduras. ¿Y usted? ¿Condena la dictadura de los Castro o la de Irán?", le espetó Aguirre.
Y nuevo puñetazo del líder de Podemos: "Ustedes condenan todas las dictaduras, pero les encanta hacer negocios con ellas, y se ocupan muy bien de que algunos se forren de pasta haciendo negocios con gente que no nos gusta a cualquier demócratas".
¿Cuántas veces se puede escuchar en una noche eso de "repita conmigo"?
Al final, el asalto entre los púgiles acabó en tablas... y con muchos espectadores esperando el próximo.

o sea