Foro Común


Mensajes de Andalucía enviados por Triana:

El "regalito envenenado" del Gobierno de Susana Díaz: 762 millones por pagar en sentencias judiciales.

Ya ha abonado 584 millones entre 2016 y 2018 y en los próximos ejercicios presupuestarios tendrá que pagar 214 millones más.

LD/Agencias-2019-04-04.

El Gobierno andaluz ha cifrado en 762 millones de euros el desembolso de la administración autonómica por sentencias judiciales desfavorables, de los que ya ha desembolsado 548 millones entre 2016 y 2018, y a los que se sumarán 214 millones en los próximos ejercicios presupuestarios, "como consecuencia de las malas decisiones políticas" de los anteriores gobiernos socialistas.

Así lo ha indicado el consejero de la Presidencia, Administración Pública e Interior, Elías Bendodo, quien ha comparecido este miércoles, a petición del PP-A, ante el Pleno del Parlamento de Andalucía para informar sobre el cumplimiento y número de sentencias judiciales cuyo fallo ha sido desfavorable para la Junta.
IMPUESTO DE SUCESIONES ANDALUCÍA.

El fin del impuesto de sucesiones y donaciones se aprobará la próxima semana.

La rebaja del 99 por ciento en el impuesto era la primera medida estrella aprobada por el Gobierno andaluz de coalición.

S. I.

@abcdesevilla.

Málaga.

Actualizado:

01/04/2019 12:00h.

El presidente de la Junta, Juanma Moreno, ha anunciado este lunes que el próximo 9 de abril se aprobará por decreto el fin del Impuesto de Sucesiones y Donaciones en Andalucía.

El Gobierno de la Junta de Andalucía aprobará en su reunión de la semana próxima un decreto para suprimir el 99% del tributo que pagan los andaluces que heredan más de un millón de euros.

Moreno ha concretado la fecha para la aprobación de esta medida en un desayuno coloquio organizado por el Diario 'SUR' en Málaga. «Estoy en condiciones de decir que el martes que viene (9 de abril) se aprobará por decreto el fin del impuesto de sucesiones y donaciones» ha afirmado el presidente de la Junta de Andalucía.

La rebaja del 99 por ciento en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones, es la primera medida estrella aprobada por el Gobierno andaluz de coalición del PP y Ciudadanos que ahorrará 38 millones de euros anuales a los contribuyentes que reciban herencias o donaciones de parientes directos, de acuerdo con la estimación realizada por la Consejería de Hacienda, Industria y Energía.

El descuento afectará a los grupos I y II, que engloban a cónyuges, hijos, nietos y padres. La medida deja fuera a hermanos, sobrinos, tíos y primos hermanos, que van a seguir pagando lo mismo. En estos últimos grupos familiares, no hay variaciones significativas entre comunidades autónomas.

10.000 beneficiados
Según el informe que evalúa el impacto económico de la medida, en torno a 10.000 personas se van a beneficiar con la rebaja en Andalucía. La mayor parte de ellos son contribuyentes que reciben donaciones, que también van a bonificar al 99 por ciento.

La fórmula que Moreno utilizará, un decreto ley, es la usada para medidas urgentes, que deberá ratificar el Parlamento andaluz. El presidente de la Junta ha justificado la supresión de este tributo que ya aplican otras comunidades como Madrid para frenar el éxodo fiscal a dichos territorios como medida para atraer inversiones.
El socialismo andaluz deja un récord en retrasos en el pago de ayudas por dependencia: 4 años.

Carlos Cuesta 31/03/2019.06:44.

El levantado de alfombras tras el paso del socialismo por Andalucía está dejando una verdadera fotografía del modelo de gestión establecido en esta comunidad autónoma. Porque tras prometer el PSOE medidas y sensibilidad social, lo cierto es que las estadísticas oficiales tapaban un desastre y se habían convertido en una mera mascarada de un verdadero abandono de los administrados.

El último dato detectado por los nuevos gobernantes regionales lo demuestra: el retraso establecido de forma generalizada por los socialistas en la concesión y pago de las ayudas por dependencia llegaba a las cuatro años.

La situación es tan dantesca que los nuevos equipos del Ejecutivo autonómico de PP y Ciudadanos -que están intentando desatascar semejante bloqueo en el pago exigido por la ley- están detectando ya casos en los que, cuando han intentado desbloquear la ayuda, la persona dependiente que debía cobrarla había fallecido hace tiempo.

Se trata del último dato detectado por la consejera Rocío Ruiz, responsable de Igualdad y Asuntos Sociales. La misma que ha destapado ya la existencia de al menos 109.000 personas en situación de dependencia que, pese a llevar años reclamando las ayudas, no han recibido nunca la asistencia ni los pagos regulados por la ley.

Lo inaudito de esta situación llega a su punto máximo cuando se descubre que, además, la Consejería que ahora lidera Ruiz ha descubierto que esos retrasos y abandono social se ha producido mientras se dejaban sin usar incluso fondos europeos recibidos precisamente para mejorar la asistencia social. Y esos fondos, que ahora tienen que ser devueltos por no haber sido empleados en la finalidad exigida por la UE, suman nada menos que 208 millones de euros.

Se trata, en resumen, de un completo desastre de gestión. Porque, por ejemplo, de esas 109.000 personas con dependencia, la Junta de Andalucía del PSOE no se había preocupado, ni tan siquiera, de establecer sus requerimientos de asistencia pese a tener constancia de su absoluta necesidad de ayuda: sus casos simplemente fueron aparcados en cajones u ordenadores por el PSOE pese a tener derecho a la cobertura de la Ley de Dependencia.

El colapso de las ayudas sociales no acaba ahí. Y es que la nueva consejera ha dado orden ya de realizar un seguimiento urgente de cada caso porque ha comprobado ya que en las pequeñas localidades existen miles de expedientes amontonados en formato papel sin ni siquiera informatizar. Y todos esos casos elevarán aún más los 109.000 abandonos llevados a cabo por los socialistas.

Además, el desembarco de PP y Ciudadanos en la Administración andaluza ha sacado ya a la luz las enormes listas de espera también en materia de asistencia sanitaria. Listas que eran negadas oficialmente y que estaban escondidas por los equipos del PSOE.

El consejero de Sanidad, Jesús Aguirre, ha desvelado ya la existencia de 30.000 personas que llevan más de un año esperando para operarse. También ha afirmado que hay 834.000 personas que están en lista de espera, de los que las cifras socialistas han escondido nada menos que 500.000 pacientes que no constaban como tales.
El nuevo Gobierno andaluz halla miles de solicitudes de ayuda por dependencia ocultas en ayuntamientos.

Carlos Cuesta 29/03/2019.06:41.

Se trata de tacos de papel acumulados en los Servicios Sociales municipales de infinidad de pequeñas localidades
La consejera de Igualdad y Servicios Sociales recién llegada a la Junta de Andalucía tras la salida de los socialistas ya ha destapado un enorme limbo de 109.000 personas en situación de dependencia que, pese a llevar años reclamando las ayudas, no han recibido nunca la asistencia y los pagos regulados por la ley.

Pero su labor no ha quedado ahí: la consejera Rocío Ruiz ha empezado a recabar información, pueblo a pueblo, de los impresos de solicitud de este tipo de ayudas que pudiesen haberse quedado sin cursar en esta comunidad autónoma. Y su búsqueda ha alumbrado un segundo foco de engaño a la población por parte de los socialistas.

Un segundo foco aún imposible de cuantificar pero de dimensiones gigantescas. Porque su segundo hallazgo está siendo el de la aparición de miles de solicitudes acumuladas en ciudades y pueblos en formato papel y que ni tan siquiera han sido informatizadas, con lo que que no figuran a ningún efecto en los registros oficiales de atrasos en el pago o en los inventarios de expedientes pendientes de gestión.

Se trata de tacos de papel acumulados en los Servicios Sociales municipales de infinidad de pequeñas localidades. Ciudades en las que las personas con dependencia han solicitado los servicios de hogar de día, de asistencia profesional, de residencia, etc. y lo que han recibido es el olvido por respuesta.

La Consejería de Servicios Sociales es aún incapaz de realizar una estimación del volumen de estas montañas de papeles que se han empezado a descubrir. Y es que hasta que no las empiecen a tramitar y grabar informáticamente no pueden estimar el número de personas afectadas por esta ocultación de impresos.

Fuentes de la Consejería sí señalan que, por el momento, “tenemos constancia incluso de casos en los que hemos preguntado por la urgencia de la asistencia de algunos de estos servicios y la respuesta ha sido que ya no hay ninguna porque la persona demandante del servicio había fallecido ya”.

Todos estos casos, a medida que se vayan sumado a los archivos informáticos arrojarán una fotografía al menos aproximada del desastre social organizado por los socialistas a lo largos de sus 36 años de mandato en Andalucía.

Por el momento, los casos que ya están contabilizados son en total 109.000. Un inmenso volumen de personas sobre las que la Junta de Andalucía, ni tan siquiera, ha realizado la evaluación de sus requerimientos de asistencia pese a tener constancia de su absoluta necesidad de ayuda. Casos que han permanecido sin cobrar prestaciones pese a tener derecho a la cobertura de la Ley de Dependencia.

La labor de levantado de esta alfombra corresponde a la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz. Los datos descubiertos por esta Consejería son estremecedores. En total hay 75.000 casos ya confirmados de personas dependientes cuyos expedientes han sido valorados por los servicios sociales pero que, pese a ello, y tener plena constancia de la situación de cada una de esas personas, ni se les ha adjudicado un PIA (programa individual de atención), ni se les ha prestado la más mínima ayuda, pago, asistencia o asignación de residencia o centro de día.

De esos 75.000 casos, un total de 8.000 se encuentran en lo que se conoce como grado 3, el más severo que reconoce la Ley de Dependencia, el que engloba a los grandes dependientes carentes por completo de capacidad de valerse por ellos mismos.
Andalucía deberá devolver a la UE 900 millones de euros en fondos europeos porque el PSOE olvidó gastarlos.

Carlos Cuesta 28/03/2019.06:35.

La negligencia del Gobierno socialista de Susana Díaz provocará que el actual Gobierno regional de PP y C’s tenga que hacer frente a un duro golpe: el de tener que devolver 900 millones de euros a las autoridades de la UE.
Se trata de las ayudas y fondos recibidos en esta región procedentes de las arcas comunitarias para acometer infraestructuras, mejoras sociales, inversiones, planes sectoriales de desarrollo, etc. Todo un abanico de objetivos para los que se solicitaron esos fondos en Andalucía y que, por no haber ejecutado los socialistas los proyectos que justificaron el envío de las ayudas europeas, ahora será el nuevo Gobierno autonómico de PP y C’s el que tenga que devolverlos.

La mala noticia ha sido descubierta con la llegada de los nuevos equipos de Gobierno a las dependencias de la Junta de Andalucía. Una noticia que ha supuesto descubrir de golpe, no sólo la pérdida de semejante volumen de capital inversor, sino también que todos los proyectos ligados a esos fondos no se han llevado a cabo.
El PSOE andaluz dejó sin ayudas a 109.000 personas dependientes en situación de necesidad.

Carlos Cuesta 27/03/2019.06:45.

El levantado de alfombras tras el paso del socialismo por Andalucía está sacando a la luz datos escalofriantes. Datos como el que hoy revela OKDIARIO: la existencia de al menos 109.000 personas en situación de dependencia que, pese a llevar años reclamando las ayudas, no han recibido nunca la asistencia y los pagos regulados por la ley.
En total son 109.000 las personas sobre las que la Junta de Andalucía, ni tan siquiera, ha realizado la evaluación de sus requerimientos de asistencia pese a tener constancia de su absoluta necesidad de ayuda. Casos que fueron aparcados en cajones u ordenadores por el PSOE y que, pese a tener derecho a la cobertura de la Ley de Dependencia, nunca han visto esas ayudas.

La labor de levantado de esta alfombra corresponde a la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz. Una mujer que ha decidido emprender una batalla para acabar con la opacidad absoluta y la demagogia de una Junta socialista que ha vendido como supuesta bandera política la asistencia social y que, sin embargo, tiene los archivos plagados de abuelos, personas con minusvalía, gente con discapacidades físicas, todos ellos necesitados de la asistencia regulada y que, sin embargo, nunca han recibido ni un euro de ayuda.

Los datos descubiertos por Rocío Ruiz en su llegada a la Consejería son estremecedores. En total hay 75.000 casos de personas dependientes cuyos casos han sido valorados por los servicios sociales pero que, pese a ello, y tener plena constancia de la situación de cada una de esas personas, ni se les ha adjudicado un PIA (programa individual de atención) ni se les ha prestado la más mínima ayuda, pago, asistencia o asignación de residencia o centro de día.

De esos 75.000 casos, un total de 8.000 se encuentran en lo que se conoce como grado 3, el más severo que reconoce la Ley de Dependencia, el que engloba a los grandes dependientes carentes por completo de capacidad de valerse por ellos mismos.

A este colectivo hay que sumar un segundo grupo de igual gravedad. Y es que en total hay otros 34.000 casos de personas cuyos datos han sido grabados informáticamente, pero que, pese a ello, la Junta decidió no hacer ni el más mínimo movimiento: ni tan siquiera han sido valorados sus casos y situaciones personales pese a que los ordenadores de la Junta recogen ya sus historiales. Ellos, por supuesto, tampoco han recibido jamás ni un euro ni la más mínima ayuda social procedente de los fondos de dependencia.

En este segundo grupo, la nueva Consejería aún no sabe cuántos pueden estar en situación de gravedad máxima porque, “por desgracia, aún debemos evaluar cada caso porque ni eso se ha llegado a hacer por el anterior equipo”, señalan fuentes conocedoras de la situación.

El colapso de las ayudas sociales no acaba ahí. Y es que la nueva consejera ha dado orden ya de realizar un seguimiento urgente de cada caso, pero tiene la constancia de que en las pequeñas localidades existen expedientes en formato papel sin ni siquiera informatizar. Y todos esos casos elevarán aún más los 109.000 abandonos llevados a cabo por los socialistas.

No se trata del único caso que ha empezado a dibujar la realidad de la negligencia socialista. El desembarco del PP y Ciudadanos en la Administración andaluza ha dejado ya a la luz las enormes listas de espera sanitarias escondidas por los equipos del PSOE.

El consejero de Sanidad, Jesús Aguirre, ha desvelado ya a existencia de 30.000 personas que llevan más de un año esperando para operarse. También ha afirmado que hay 834.000 personas que están en lista de espera, de los que las cifras socialistas han escondido nada menos que 500.000 pacientes que no constaban como tales.
REPORTAJES.

Antonio, de 10 años, el arruinado más joven de España por el impuesto de sucesiones.

Este niño andaluz se quedó sin padre a los dos años y su deuda por la herencia de 60.000 euros va creciendo a medida que pasan los años.

14 marzo, 2019 18:32.
ELECCIONES GENERALES.

Sánchez va al choque con Díaz para imponer las listas andaluzas del PSOE.

La comisión federal de listas vetará a los principales apoyos de la expresidenta de la Junta en las candidaturas al Congreso, que podrían no ir tampoco al Senado.

Madrid / Sevilla 14 MAR 2019 - 09:19.

La dirección del PSOE no negociará con Susana Díaz e impondrá su potestad en las candidaturas para las elecciones del 28 de abril en las cuatro provincias andaluzas donde Ferraz y la principal federación del partido no han cerrado un acuerdo. La comisión federal de listas, bajo control de Pedro Sánchez, vetará a los principales apoyos de la expresidenta de la Junta en las candidaturas al Congreso. Si el enfrentamiento se encona tampoco irán al Senado. El PSOE andaluz entiende que Sánchez incumple el discurso con el que se impuso en las primarias al no respetar las listas que votaron los militantes aunque solo son consultivas.

El PSOE revivirá este jueves, a partir de las 17.30, el enfrentamiento que Díaz y Sánchez arrastran desde hace casi dos años. A esa hora está prevista la reunión que el secretario de Organización, José Luis Ábalos, y su número dos, Santos Cerdán, encabezarán con Juan Cornejo, segundo de Díaz y como ambos miembro de la comisión de listas. Nadie duda de los términos en que se producirá la reunión, en la que Ferraz tendrá la última palabra.
REPORTAJES.

Natalia, la última arruinada por el impuesto de sucesión andaluz: le quitan hasta la ayuda como madre soltera.

La Junta de Andalucía triplicó el valor inicial de todos los bienes que estos tres hermanos: de 990.000 a 2.780.000 euros.

11 febrero, 2019 02:21.

Enrique Recio.

Natalia Bellido (43 años) no daba crédito cuando llegó la notificación de Hacienda en el verano de 2016. Esta andaluza, originaria del pueblo sevillano de Lebrija, había perdido a su padre en 2012. Tras su muerte, ella y sus dos hermanos liquidaron la herencia y pagaron 3.700 euros. "Eso es todo", les dijeron en la oficina del fisco. La sorpresa llegó cuatro años después. La Junta de Andalucía cambió de opinión y triplicó el valor inicial de todos los bienes que estos tres hermanos habían heredado. De 990.000 a 2.780.000 euros. Así que, de un día para otro, Natalia se encontró con esta misiva en la que Hacienda le reclamaba 70.000 euros en un plazo de 20 días. "Cuando lo vi casi me da un infarto, era imposible pagarlo, no teníamos nada", cuenta la afectada a EL ESPAÑOL.

No tenían nada entonces. Y lo cierto es que su situación no ha mejorado demasiado. La cifra a pagar ha seguido creciendo con el paso del tiempo -de las multas y los intereses- y ahora el montante de la deuda ya asciende a 100.000 euros. Poco le sirvió acudir a la oficina de Hacienda para preguntar qué había pasado o de dónde salía ese "dineral". La decisión era firme, tenía que pagar.

Era imposible, ninguno de ellos tenía liquidez suficiente, ni siquiera tiempo para poder aunar esa cifra. El pago en especie no estaba entre las opciones del erario público. Aunque en plena crisis económica tampoco podían vender ninguna de sus propiedades. Solo quedaba un camino: los embargos de todas las propiedades, de todas las cuentas, de las acciones de la empresa familiar y con ellos, la desesperación de esta sevillana.

Impuesto suprimido.

La situación de Natalia bien podría ser la de la última gran perjudicada por el impuesto de sucesiones en Andalucía. Su deuda personal es de las más altas en toda la comunidad autónoma. Su condición como afectada del impuesto sería muy distinta si hubiese heredado a partir de 2018, e inexistente si lo hubiese hecho a partir de este año. Antes de que Juan Moreno Bonilla fuese investido como presidente de la Junta de Andalucía, el líder del PP ya había acordado con Ciudadanos y Vox la práctica eliminación del

Impuesto de Sucesiones.

Según el acuerdo al que llegaron, este impuesto queda efectivamente suprimido casi por completo porque los familiares directos -es decir, los que heredan de su padre y de su madre- tendrán bonificaciones del 99% de la cuota del impuesto, es decir que de facto, queda eliminado. En la anterior legislatura, presidida por la socialista Susana Díaz, también se acordó que -a partir de 2018- solo pagarían aquellos que heredaban por persona más de un millón de euros.

La realidad de Natalia Bellido y sus hermanos, en cambio, fue bien distinta. En un primer momento, estos tres hermanos sí tuvieron una exención en el pago del impuesto porque la cifra en la que valoraron los bienes estaba dentro del margen de rebaja. Fue cuando pagaron los 3.700 euros. Una vez el fisco triplicó el valor de lo que habían heredado, la cifra no tenía exención alguna. La Junta de Andalucía se llevó prácticamente un tercio de todo lo que su padre les había dejado.

Esta andaluza trabaja de sol a sol en la empresa familiar, un negocio de materiales de construcción en El Cuervo (Sevilla) que prácticamente construyó junto a su padre durante 23 años y sigue intentando sacar adelante junto a sus dos hermanos, aunque cada día es más difícil. Desde las 08:00 a las 21.00 horas pone todo su empeño con dos objetivos: salir de esta pesadilla y darle un futuro a sus hijos. Lleva las cuentas en la oficina, carga los camiones, se va con la furgoneta a repartir azulejos, hace lo que sea.

"Te ves ahogada para sacar adelante a una niña con 5 años y a otro con 11. Te las ves y te las deseas. No trabajas para vivir, vives para trabajar, mantenerte y poder salir adelante. Si dios quiere, vendrán tiempos mejores", dice, con esperanza, Natalia, aunque añade: "En la empresa no hay tanto ladrillo ni azulejo como para pagar lo que nos piden".

El legado que les dejo su padre estaba formado por la empresa familiar de materiales de construcción (Sinyesca e hijos), la vivienda familiar -donde vive Natalia junto a su hermana y su madre-, dos naves, y dos casas, prácticamente en ruinas.

En 2016, la Junta de Andalucía (re) valoró la vivienda familiar, esto es, una vivienda de tres plantas y una cochera en la localidad de Lebrija (Sevilla) en 1.045.000 euros. "Esa casa no vale ni un tercio de lo que dicen, si la vendiese podría hacerme un cortijo", explica esta sevillana. Las dos naves, en 670.000 y 800.000 euros. Y las casas antiguas en 75.000 euros. Una tasación, según explica, que no se acerca ni de cerca a su valor real.

Las notificaciones de Hacienda, a partir de ese momento, se han convertido en el día a día de Natalia. Siempre viviendo con la incertidumbre de "qué va a ser lo siguiente". A finales de agosto del pasado año los inspectores de Hacienda se presentaron en El Cuervo para cerrar la empresa de construcción. Aunque finalmente pudieron convencerles para que les dieran algo más de margen para pagar.

Las cuentas a cero
Mientras tanto, durante estos dos años la Junta de Andalucía ha embargado todo lo que ha podido a esta familia. Sus cuentas están a cero. Natalia tenía una cuenta junto a su madre en el banco, y la dejaron sin nada. Su hermana, madre soltera, recibía una ayuda -de 100 euros- para los cuidados de su hija, que ahora se queda la misma Junta. Su hermano se compró un coche de segunda mano y le ocurrió lo mismo, se lo embargaron. No pueden hacer nada, están atados de pies y manos. La única manera que tienen de seguir es a través de la pensión de viudedad, que recibe su madre, y de lo que pueden ir ganando en la empresa.

Por el momento, tras pedir ayuda a Stop Sucesiones (organización que aboga por la supresión del impuesto en España) y ponerlo todo en manos de los abogados -que han interpuesto un recurso para que se revise la valoración de los inmuebles-, Natalia ha conseguido que no subasten ninguna de las propiedades y pueda pagar la deuda que le reclama Hacienda en la medida que su economía se lo permite, aunque lo que necesita, señala, "es tiempo".

"No nos ha quedado otra que comprar toda la herencia de nuevo", explica, con resignación, esta andaluza. Les toca volver a pagar lo que por derecho era ya de su propiedad, mientras intentan sacar adelante a su familia y la subasta de todo lo que tienen planea sobre ellos, lo que supondría la ruina total. Y no solo "pagan" lo que heredaron, si no también otras propiedades, según explica Natalia, que Hacienda se ha sacado de la manga y ha incluido en el legado. "Son unos sinvergüenzas, pero mejor pagar a que luego lo subasten todo por dos duros y lo perdamos todo".

Ahora, respira un poco más aliviada desde que ha podido vender una de las naves que les dejo su padre. Eso sí, por la mitad de lo que Hacienda dice que vale en realidad. Eso les da un poco de margen para pagar lo que les pidió "Susanita", dice haciendo referencia a la expresidenta de la Junta de Andalucía. "Se creía que tenía el Banco de España, que me presté ella el dinero, que ella si lo que lo tiene la jodía", sentencia.
Otra bazofia.
Eres desagradablemente irrespetuosa con este foro, si persistes con tus formas tendrás que marcharte a tu casa, aquí la única bazofia que hay es lo que tu sueltas por la boca.
AHORA EL PSOE FLETA AUTOBUSES.

Cuando Susana Díaz criticaba a quienes asediaban parlamentos.

La Gaceta.

España / 15 enero, 2019.

¿Se imaginan que el Partido Popular hubiese llamado a rodear el Congreso o a manifestaciones masivas a lo largo y ancho del país el día en que prosperó la moción de censura contra Rajoy?

Portavoces feministas han negado que la movilización celebrada frente al Parlamento andaluz sea un escrache contra la investidura de Juanma Moreno como primer presidente no socialista de la Junta de Andalucía y han amenazado con que es “el primer día de muchos en los que nos van a tener en la calle”.

El Partido Socialista ha sido el principal instigador de estas movilizaciones, fletando incluso autobuses desde las diferentes provincias para hacer más ruido. Es la primera vez que otra formación es capaz de derribar las inquebrantables puertas del cortijo socialista, algo que los de Susana Díaz no están dispuestos a perdonar.
Marín recuerda que Cs y PP tienen los mismos escaños que tenía Susana Díaz (PSOE) cuando fue investida en 2015. «Tenemos que llegar a entendimientos con otras fuerzas políticas, sean las que sean», ha dicho. «El tiempo de las malas noticias para los andaluces se ha acabado. 40 años son mucho, demasiado. No hay ninguna insttución que no haya tenido alternancia en este país y aquí ha llegado la hora. Durante demasiado tiempo los que han estado gobernando en Andalucía han querido hacernos creer que había que resignarse», ha incidido.
La Razón nos cuenta cómo "organizó la Junta el escrache: "Un parón para ir a manifestarse". Susana repartió desayuno, comida y bocatas, como en los mejores tiempos. Dice Marhuenda que comprende que perder el poder "no sea cómodo, incluso puede ser traumático. Pero las reglas del juego democrático son las que son". "Que hay una patrimonalización del poder por parte de la izquierda quedó ayer evidenciado con una manifestación convocada a las puertas de parlamento andaluz, ya de por si algo inaudito, al contradecir las normas democráticas básicas". Es obvio que a la izquierda solo le gusta la democracia cuando ganan ellos. Fernando Rayón dice que Susana pretendía "atemorizar, asustar, o advertir" a los diputados que no son de su cuerda de que "les espera un infierno en las calles". La irresponsabilidad de esta señora es increíble y será la culpable de la violencia que pueda desatarse. Cabe recordar las veces que algunos dijimos que si la moción de censura de Sánchez se la llegan a hacer a uno del PSOE arderían las calles. Aquí tenemos la prueba. Eso sí, con la excusa de Vox. Y por cierto, tampoco sobra recordar que Javier Arenas ganó unas elecciones en Andalucía pero no logró la mayoría absoluta y gobernó el PSOE con IU. Y que Esperanza Aguirre ganó las elecciones en Madrid, pero gobierna la ultraizquierda de Podemos con el apoyo del PSOE. Y maldita la gracia que le haría al PP, pero a nadie se le ocurrió fletar autobuses ni lanzar a las masas contra los resultados electorales. Así que señora Díaz, controle su rabia y su frustración, que ya es mayorcita.
¡ADELANTE VOX! nos vemos en las próximas sois fuertes y la mentira no podrá con VOSOTROS.
Andalucía.

Autobuses fletados por el PSOE trasladan a los participantes del ‘escrache’ en el Parlamento.

Joan Guirado y Luz Sela. 15/01/2019.11:38.

Autobuses fletados por distintas organizaciones del PSOE han trasladado este martes a los asistentes a las protestas convocadas en las puertas del Parlamento de Andalucía con motivo del debate de investidura del candidato del PP, Juan Manuel Moreno.
El PSOE no ha tenido reparo en reconocer que ampara esas manifestaciones, y, como se comprueba en el vídeo, incluso participa activamente en ellas. Las concentraciones han sido convocadas en toda Andalucía y cuentan también con el respaldo de Podemos. Lo
Los socialistas se han hecho incluso con el lema de las manifestantes, #Niunpasoatrás, que han difundido en sus redes sociales.

Como informó OKDIARIO, el PSOE andaluz no solo llama a rodear el Parlamento contra el pacto que les desbancara del poder tras 36 años si no que además, fleta autobuses para llegar a la sede del legislativo.

Uno de esos autobuses ha salido del municipio de Osuna a las nueve de la mañana, con el fin de llegar al mediodía a la capital andaluza para protestar por los acuerdos que el Partido Popular ha suscrito con VOX y que llevarán al PP y Ciudadanos al gobierno regional, dejando a los socialistas en la oposición. El autobús lo fleta el PSOE de Osuna, tal como publicitó en su página de Facebook.

PD: ¡ESTAN QUE MUERDEN CUIDADO CUIDADO QUE PUEDEN LLEGAR A CUALQUIER COSA!, ¡JESÚS, JESÚS, CUANTO MIEDO DAN!
ADMINISTRACIÓN.

La Junta de Andalucía tiene más puestos «a dedo» que la suma de Cataluña, Galicia y Baleares.

El Gobierno andaluz oculta en un documento los puestos de libre designación en sanidad, educación, justicia y el personal laboral.

Antonio R. Vega.

SevillA.

Actualizado:

15/01/2019 08:10h.

La Junta de Andalucía tiene más puestos «a dedo» que la Generalitat de Cataluña y las comunidades de Galicia y Baleares juntas. Los datos están extraídos de un documento difundido por el propio Gobierno andaluz, en el que reconoce que en su plantilla cuenta con 1.459 puestos de libre designación encuadrados en los escalones superiores de su Administración General, que engloba a todos los empleados que no pertenecen a la sanidad, la educación y la justicia.

Si incluye todos los niveles de la función pública, el número de puestos de libre designación —más conocidos por sus siglas PLD— asciende a 2.137. Los llamados PLD son cargos de responsabilidad ocupados por funcionarios bajo la designación directa del político, porque están basados en una relación de confianza.

Según el análisis comparativo que recoge este documento, entre los niveles 30 y 27 de los funcionarios, donde la Junta de Andalucía reconoce tener a 1.459 PLD, Cataluña cuenta con muchos menos, sólo 122. Galicia suma la mitad de puestos de libre designación que la Administración andaluza; 1.170; Baleares, 144; la Comunidad Valenciana, 61, y Cantabria, por último, 43. Según estos datos, la Junta de Andalucía tiene una tercera parte de los puestos «a dedo» de la Administración del Estado, que contabiliza 6.387.

El nivel 30 es la élite de la función pública. Está ocupado por subdirectores y coordinadores, mientras los jefes de servicio pertenecen, en su mayor parte, a los niveles 29, 28 y 27. El Gobierno andaluz esgrime estos datos para defender que Andalucía «tiene unos datos que se sitúan en la media de las comunidades autónomas».

El documento se olvida de la legión de puestos de libre designación que hay en la sanidad, como los directores de las unidades clínicas de gestión.

En el informe, destaca que ha reducido el número de plazas identificadas como de libre designación al pasar de 2.425 computados en abril del año 2016 a los 2.137 actuales ocupados por el método de libre designación, «lo que evidencia el importante esfuerzo en el ajuste de los perfiles a estos puestos».

Sin embargo, la transparencia que promueve la Junta de Andalucía con la difusión de este informe sobre los puestos «a dedo» y la conocida como «administración paralela» se quedado en un «striptease» parcial.

El documento «se olvida» de la legión de puestos de libre designación que existen en la sanidad, como los directores de las denominadas Unidades de Gestión Clínica en los hospitales, los jefes de distintos servicios facultativo o los coordinadores. De hecho, entre el 2 y el 8 de enero, con el Gobierno en funciones, el Servicio Andaluz de Salud (SAS) ha publicado en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía hasta quince procesos para la cobertura de estos cargos intermedios.

En el documento no aparecen tampoco los numerosos puestos de libre designación ocupados por personal laboral, los denominados SNL (Según Normativa Laboral). Los conserjes, los chóferes de los altos cargos o los auxiliares de cocina del Palacio de San Telmo son puestos de confianza. Tampoco se cuantifican los puestos de libre designación en la educación, como los directores de escuelas infantiles, colegios e institutos.
TENSIÓN EN ANDALUCÍA.

Cs da por hecho el 'no' de Vox en primera vuelta pero descarta que fuerce elecciones.

ISABEL MORILLO. SEVILLA.

Vox sabe que tiene el foco y ha dejado claro que piensa estirar la cuerda y reivindicar su protagonismo. Cs ha trasladado que no piensa ceder a ninguna foto negociando con este partido, que lo aleja del centro político, y da por seguro que no puede bloquear el cambio en Andalucía porque le costaría caro.
Ángel pero VOX es un partido repudiado en Europa entera y en Europa existe mucha preocupación. Espero que se atreva a ilegalizarlos algún día. De momento solo se lamenta y en los paises más democráticos se intenta apartarlos pero España es diferente, las mentes preclaras de la derecha que tanto critica a los demás los aupa al gobierno, todavìa no hay nadie que en España nunca haya hecho cosa peor, pero como lo hace la derecha pues a tí te vale. Vamos por muy mal camino. Probablemente se coma al PP ... (ver texto completo)
Agua y ajo, os fastidia mucho que VOX haya pegado un salto importante y ahora quedan las próximas, a vosotros os gusta más los partidos extremistas como los independentistas y HB Bildu, podemos y los otros grupos que están sustentando a tu "amado" Doctor Sánchez, ¡anda ya!, se os ve desde muy lejos del pie que cojeáis.
Ha sido VOX el que ha roto el pacto.
¡Vaya ya os han dado los Santos Inocentes!, o sea, nada de nada, eso es lo que le gustaría a Dña. Susana.
El trauma andaluz.

El hartazgo hace al español inmune a la alfalfa mediática izquierdista.

Hermann Tertsch.

Actualizado:

28/12/2018 02:49h.

Es muy comprensible el trauma que tiene cierta izquierda ante lo sucedido en Andalucía. ¡Precisamente en Andalucía les tenía que pasar! En ese cortijo suyo en el que socialistas y comunistas han sido caciques de propiedad no cuestionada. De repente, expropiados. Esto tendría que haber pasado hace décadas. Para que la alternancia política impulsara la movilidad, la renovación y la probidad, el control, el rigor, la competencia honrada, el desarrollo y el bienestar. Pero durante 37 años, un aparato implacable de reclutamiento, compra de voluntades, disciplina y control, pagado con ingentes sumas de dinero llegado de Europa y el resto de España, ha impedido que sucediera.

Quienes aplauden como quienes lloran hoy en Andalucía han de reconocer que este cambio que muchos creían imposible se ha producido por la irrupción en el escenario de un nuevo protagonista que ha cambiado las conductas de todos los demás. Es Vox. En el PP todos celebran ahora que Moreno Bonilla vaya a presidir la Junta de Andalucía. Pero si Pablo Casado no hace de esa campaña su personal prueba de fuego, el mediocre candidato popular impuesto en su día por una vicepresidenta de tenebroso recuerdo se habría quedado en 10 diputados. Entonces Casado estaría políticamente muerto y el PP, otra vez madurito para que alguien como Soraya Sáenz de Santamaría lo convirtiera en partido satélite del Frente Popular, por el bien del consenso. A hacer de Javier Arenas en «el ministerio de la oposición» para siempre. Ya tenía Casado asesores recomendándole dar por perdida Andalucía. A la postre ha sido Vox y el shock de Vista Alegre los que salvan a Casado de dejarse hundir por los suyos.

Casado tuvo instinto. Como Santiago Abascal que, pese a las reticencias de muchos, llevó a Vox a esas elecciones. Los dos detectaron el movimiento en una nación que ha dejado de creer en la política del cambalache consensual y quiere grandes compromisos con la legalidad, con la propia nación y con la realidad que sufre y que niega o manipula la subcultura del eufemismo de la socialdemocracia. Los españoles están mucho más hartos de lo que creen quienes solo consumen alfalfa mediática izquierdista. Y además son cada vez más inmunes a la idiotización de la consigna televisiva. Sí preocupa que Casado a veces parezca asustarse de su propia osadía y se concilie con los enterradores del PP en esta década. Parece haber pasado en el País Vasco. Habrá de decidir si se erige en apuesta de cambio real o se arropa de marotos, semperes y alonsos, y en mayo concluye su dirección del PP como un bonito espejismo que dio pie a una breve esperanza.

Ciudadanos no sacó el resultado que esperaba y quería. Nunca le pasa. Por eso, al margen de la citada soberbia campaña de Casado que impidió el hundimiento de su partido, la revolución andaluza se debe exclusivamente a la irrupción de VOX en el panorama político. Sufrirá sobre todo Ciudadanos, que suple su falta de ideología con una dependencia angustiosa de la patulea mediática izquierdista. No debiera sufrir por ser tachado de aliado de la ultraderecha. En mayo nadie entenderá que deje uno solo de los ayuntamientos en manos de una izquierda radical y filogolpista cuando mayorías con PP y Vox permitan expulsarla. La izquierda española está en pánico porque ya existe un voto nacional transversal que puede hundirla para mucho tiempo. Si Vox no comete errores y no los está cometiendo, puede lograr esa supremacía estable de la derecha que permita el retorno a la vida de los españoles del ejercicio de la libertad de palabra y obra, de justicia y la defensa de la ley, un retorno al sentido común en la vida de los españoles.

Hermann Tertsch.

Articulista de Opinión.
ELECCIONES EN ANDALUCÍA.

Marta Bosquet, presidenta del Parlamento de Andalucía con 59 votos.

La suma de PP, Ciudadanos y Vox da la Presicencia a los de Juan Marín por delante de Inmaculada Nieto Castro, la candidata de Adelante Andalucía.

M. Moguer.

Sevilla.

Actualizado:

27/12/2018 13:31h.

Marta Bosquet Aznar es ya la presidenta del Parlamento andaluz tras la votación llevada a cabo esta mañana en la sesión de constitución de la Cámara andaluza. Bosquet se alza con este puesto gracias al voto de 59 diputados -PP, Ciudadanos y Vox- por delante de la otra candidata, Inmaculada Nieto Castro, que solo consiguió los del PSOE y Adelante Andalucía.

Bosquet, diputada por Almería, ha estado en las negociaciones del acuerdo de gobierno entre su formación, Ciudadanos y el Partido Popular. La diputada será la presidenta del Parlamento en la XI Legislatura, que arranca este jueves y que deja por primera vez al PSOE en la oposición después de 36 años de gobiernos ininterrumpidos. La nueva presidenta del Parlamento andaluz sucede en el cargo a Juan Pablo Durán, diputado socialista que ocupó este cargo la pasada legislatura.

De 49 años, nacida en Almería y licenciada en Derecho por la Universidad de Granada, Bosquet se afilió a Ciudadanos en diciembre de 2013 y fue elegida ya parlamentaria en 2015. Es secretaria de Dependencia y Discapacidad de la Ejecutiva Nacional y fue la portavoz de su formación en la comisión de los cursos de formación que funcionó la pasada legislatura en la Cámara andaluza.

El papel de Bosquet es decisivo y el hecho de que sea Ciudadanos quien obtenga este puesto adelanta que el pacto entre esa formación y el PP avanza según lo previsto. Así las cosas, la intención de Susana Díaz (PSOE) de someterse a una investidura se antoja ya imposible y gana enteros el que Juanma Moreno (PP) pueda pasar por este trámite en la semana del 15 de enero y se convierta en el primer presidente de Andalucía que no es del PSOE.

Llegado al momento de elegir Vicepresidencias, Vox no ha presentado candidatura; por Adelante, presentan a Ana María Naranjo Sánchez; por Ciudadanos, el diputado por Huelva Julio Díaz Robledo; por el PP, la diputada por Málaga Esperanza Oña; y por el PSOE, María Teresa Jiménez Vilches. Los elegidos han sido María Teresa Jiménez (PSOE) con 33, Esperanza Oña (PP) con 34 votos y Julio Díaz (Ciudadanos) con 25 apoyos. PSOE y Adelante Andalucía se han votado a sí mismos, de modo que el representante de la formación de izquierdas, Ana María Naranjo, con 17 votos, se ha quedado fuera de la Mesa por el momento.

Con la Presidencia y la Vicepresidencias elegidas, la Presidencia de edad de la Mesa ha pedido un receso. ¿La razón? Que en la Mesa hay más mujeres que hombres y la normativa dicta que debe ser paritaria, de modo que los grupos políticos deberían presentar a más hombres para las Vocalías (que son tres) y de este modo igualar las cuotas por sexo.

En este punto, se proponen por parte de Vox a Manuel Gavira Florentino, de Cádiz; por parte de Adelante Andalucía, a Guzmán Ahumada Gavira; por parte del Ciudadanos, no se presenta candidato; por el Partido Popular, a Manuel Andrés González Rivera; por el PSOE, Verónica Pérez.
ESPAÑA. ANDALUCÍA.

El dilema de Díaz como líder nacional: abstenerse contra Vox o atacar a las "tres derechas"

La presidenta tiene en su mano cortar el paso a la que considera extrema derecha o polarizar con todo el centroderecha mientras sopesa si quiere seguir siendo una voz destacada en la política nacional.

27 diciembre, 2018 -03:06.

Daniel Basteiro.

¿Y, tras perder la Junta de Andalucía, qué? Si se le pregunta a Susana Díaz por ese escenario que podría comenzar a empedrarse este jueves con la conformación del Parlamento, la respuesta es clara: liderar la oposición. "Por supuesto", respondió el día de Navidad en una entrevista con la Cadena Ser. Sin dudarlo.

Si se le pregunta a alguno de sus asesores, la respuesta se repite, aunque la firmeza ya flaquea. Entre los próximos a la presidenta en funciones se reconoce sin ambages que el tránsito desde la Junta a un grupo de oposición parlamentario será todo menos plácido y que, bajo el argumento de aprender de los resultados, habrá quien pida la cabeza de la líder del partido en Andalucía.

Si se pregunta en Ferraz, la respuesta ya es poco más que un "ya veremos". Desde la misma noche de las elecciones, miembros de la Ejecutiva de Pedro Sánchez comenzaron a considerar inevitable su marcha por su responsabilidad en la más que probable pérdida de la Junta. Algunos, como el portavoz de la Ejecutiva, Óscar Puente, fue claro al respecto. El secretario de Organización, José Luis Ábalos, le enseñó la puerta de salida a Díaz, aunque al día siguiente acabó entornándola ante la tormenta generada.

La resaca de la conformación del Parlamento
Pero, de momento, Díaz tiene por delante gestionar la resaca de la conformación de la Mesa del Parlamento, donde habrá una amplia mayoría de derechas de cinco a dos, siendo estos últimos los representantes socialistas.

Los anhelos de Díaz de conservar la presidencia del Parlamento de Andalucía o, al menos, de llegar a un entendimiento con Ciudadanos para descolocar y poner nerviosos a PP y Vox no han dado sus frutos. Pero el partido entra ahora en otra fase y, hasta que se vote la investidura de Juanma Moreno, de momento el candidato a la presidencia que más apoyos parece estar en condiciones de reunir, Díaz aún puede jugar sus cartas.

En Ciudadanos escuece el apoyo de Vox a la investidura de Moreno que dará a Andalucía un gobierno bicolor, azul y naranja. "Apelamos a la responsabilidad de todos", volvió a decir Albert Rivera este miércoles al conminar a los diputados de la cámara autonómica a no "bloquearlo".

En la formación naranja no son pocos los que piden marcar distancias con Vox por el riesgo de que mate su discurso centrista, que le ha permitido hasta ahora atraer votos del centroderecha y del centroizquierda. La voz más audible de disconformidad es la de Manuel Valls, candidato a la alcaldía de Barcelona, que aunque no pertenece a Ciudadanos sí es su candidato y abjura de los que considera primos de Marine Le Pen.

En ese sentido, aunque el reparto del Parlamento andaluz no hace de él el escenario más probable, Díaz podría explorar la posibilidad de una abstención con el único propósito de que Vox no sea determinante en la política andaluza. Díaz sabe bien de votaciones en principio contra natura, ya que cuando España estuvo bloqueada institucionalmente y se vio obligada a repetir elecciones, ella fue una de las máximas defensoras de la abstención para que gobernara Mariano Rajoy. Le costó el puesto a Sánchez como líder del PP.

Contra las tres derechas
La otra opción de Díaz es la de señalar constantemente el pacto entre lo que considera "las tres derechas" de PP, Ciudadanos y Vox, el camino emprendido hasta ahora en público y que podría ser el definitivo por necesidad. Es el más natural, encaja con su campaña electoral y hasta con el discurso de Ferraz.

Tome el camino que tome, Díaz tendrá que evaluar cómo de dañada se ha quedado su posición en el PSOE y ante la ciudadanía en general, tanto para intentar hacer un "Vara", en referencia a Guillermo Fernández Vara, presidente de Extremadura, que volvió al Ejecutivo tras una legislatura del PP, o ser una voz determinante en el PSOE después de Sánchez.

Muchos en el PSOE la ven demasiado quemada, pero otros siguen considerándola una política socialdemócrata clásica que tiene más claro que nadie qué debe decir el partido en el debate nacional. En otras palabras, Díaz podría abanderar, desde la oposición en Andalucía, un cambio de rumbo del PSOE, en colaboración con todas las voces que creen que es un despropósito que Sánchez dialogue o pacte con partidos independentistas y que creen que la cuestión nacional puede ser la tumba del socialismo español. Ella ya no tiene casi nada que perder.
ELECCIONES ANDALUZAS.

PP y Ciudadanos ultiman un pacto para la Mesa del Parlamento andaluz con asiento para Vox.

El partido de Rivera cambia de estrategia y se abre a cerrar todo el acuerdo pronto.

ELSA GARCÍA DE BLAS.

EVA SÁIZ.

Madrid / Sevilla 26 DIC 2018 - 09:29.

El PP y Ciudadanos han cerrado por completo en Nochebuena el acuerdo sobre el programa con el que quieren gobernar Andalucía los próximos cuatro años, mientras ultiman el pacto sobre la Mesa del Parlamento andaluz, en la que quieren que Vox y Adelante Andalucía tengan asiento y voto. El partido de Albert Rivera cambia su estrategia y ya no quiere posponer el acuerdo de Gobierno con el PP, que se espera que se cierre pronto, según fuentes de su dirección. Ambos partidos han consensuado 90 medidas de acento social sin guiños a Vox.

La negociación entre PP y Ciudadanos ha vuelto a dar un giro y ahora todo está a punto de resolverse con éxito. El partido de Rivera forzó la semana pasada un retraso del acuerdo en protesta por las conversaciones de los populares con Vox, pero el PP reaccionó aceptando todas sus condiciones de programa de Gobierno, incluso las de máximos, y eso ha provocado que Ciudadanos se abra a cerrar el pacto ya, según trasladan en la cúpula. Todo está a expensas de cerrar el acuerdo sobre la Mesa del Parlamento andaluz, en la que los de Rivera quieren que tengan asiento y voto tanto Vox como Adelante Andalucía. Si eso es así, el pacto de Gobierno se precipitará.

El día de Navidad PP y Ciudadanos hicieron público el documento completo con las 90 medidas que quieren poner en marcha la próxima legislatura en Andalucía, aunque aún tienen que asegurarse que la investidura saldrá adelante. En las últimas horas ambos partidos ultiman la composición de la Mesa del Parlamento andaluz, que se constituye el 27 de diciembre. Su propósito es que Vox tenga al final voto, y que Ciudadanos presida la Cámara. A cambio, el PP presidiría la Junta. El líder de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín, desayunó este día de Navidad con la líder de Adelante Andalucía, Teresa Rodríguez, en una cafetería de la estación de tren de Jerez de la Frontera para negociar la Mesa, según confirmaron fuentes presentes en el encuentro tras difundirse por las redes sociales la fotografía de ambos. Ciudadanos quiere que Adelante también forme parte de la misma.

Si la operación de la Mesa prospera, el pacto de Gobierno con el PP será una realidad “muy pronto”, indican en la cúpula de Ciudadanos. El acuerdo que se prefigura es un Ejecutivo de coalición con vicepresidencia de Juan Marín y reparto de consejerías al 50%. Aunque Rivera dudó en entrar en el Gobierno por el encaje de Vox, el partido no ve riesgos de momento por el papel de este partido.

Esa tranquilidad la da el hecho de que el acuerdo programático al que han llegado no incluye guiños a Vox, cuando no todo lo contrario, ya que contiene un compromiso firme a desarrollar todas las medidas de la ley andaluza contra la violencia de género que esta formación quiere derogar. El pacto bebe sobre todo del programa del partido de Albert Rivera y tiene acento social.

Ambos partidos se comprometen a equiparar el sueldo a profesores y médicos con la media nacional y a universalizar de la educación gratuita de cero a tres años. El compromiso es hacerlo en esta legislatura, y supondrá, de llevarse a cabo, un avance importante porque ahora el índice de cobertura pública se sitúa en el 48,57% de la población de cero a tres años, según los datos del Gobierno saliente. PP y Ciudadanos incluyen también medidas de apoyo a la diversidad sexual, y no hacen referencia a restringir la población inmigrante.

Las medidas sociales no se financiarán con más impuestos porque el futuro Gobierno afirma que los bajará (el tramo autonómico del IRPF, y el de Trasmisiones Patrimoniales). No hay memoria económica en el pacto, pero sí trasluce el interés en reducir la Administración: para empezar, se suprimirá el Consejo Consultivo de la Junta de Andalucía.
ALIANZAS POSTELECTORALES EN ANDALUCÍA.

El acuerdo se ralentiza: Cs quiere negociar la abstención del PSOE y el PP cuenta con Vox.

ISABEL MORILLO. SEVILLA. 20:04.

La segunda ronda de negociaciones ha acabado sin acuerdo en Andalucía. Ambos partidos pretendían anunciar las medidas programáticas que guiarán al nuevo Gobierno de coalición de Andalucía pero arrojaron una foto de dudas y titubeos sobre quiénes deben ser sus socios para alcanzar el poder.
Lo que yo te diga, flor de un día, todos los "escapados" del redil del PP. volverán a él, tarde o temprano.
En mayo me lo contarás, que no se te olvide.
Oye no seas triunfalista, hablas de Vox como si hubiera ganado las elecciones y es el ultimo de la fila.
Ya, lo que ocurre es que en mayo vendrá lo mejor, ya veras que contentos nos vamos a poner todos y todas.
Lo que no tiene ni puñ.. gracia es lo que dices tú.
Saludos
Clara, eres una mal educada, tienes que ir a clases nocturnas te hace falta, relájate un poquitín que te observo muy estresada, yo no tengo la culpa de que VOX haya dado un buen varapalo en Andalucía.

No me mandes saludos que no los necesito.
Que dice Susana que la culpa del batacazo que ha llevado la tiene Cataluña. ¿y Pedro que dirá?
<<<<<<<< El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha lanzado un llamamiento a la movilización "antifascista" a todos los trabajadores, estudiantes, feministas y LGTBI y colectivos progresistas del país para frenar a la "extrema derecha" y proteger "la democracia" tras la irrupción de Vox en el Parlamento andaluz. Iglesias ha comparecido en la sede de Podemos en Madrid junto al coordinador general de IU, Alberto Garzón, con semblante serio ambos, síntoma de la preocupación que les dejan los resultados ... (ver texto completo)
Tiene gracia lo que dice el amigo de Irán y Maduro, ¡vamos pa mear y no echar gota!, este sabe que en las próximas elecciones está "CAPUT", como dicen los Alemanes.
Manifestación Granada.

Pedradas y miedo de los vecinos en la manifestación contra VOX de Granada.

OKDIARIO. 04/12/2018.10:38.

Un encapuchado lanzo una serie de pedradas contra un portal sin que ningún manifestante intentara frenarle.

Los manifestantes llevaban banderas republicanas y también esteladas independentistas aunque la manifestación era contra VOX.
... (ver texto completo)
(web donde se puede ver el vídeo)
Manifestación Granada.

Pedradas y miedo de los vecinos en la manifestación contra VOX de Granada.

OKDIARIO. 04/12/2018.10:38.

Un encapuchado lanzo una serie de pedradas contra un portal sin que ningún manifestante intentara frenarle.

Los manifestantes llevaban banderas republicanas y también esteladas independentistas aunque la manifestación era contra VOX.

La manifestación contra el resultado electoral del VOX en Granada dejó escenas como las que se pueden ver en el vídeo que grabaron unas vecinas de la localidad desde su balcón y al que ha tenido acceso OKDIARIO. A primera hora de la noche una avenida se convierte en un gran atasco por la invasión de cientos de personas de la calzada. Las ciudadanas que graban la escena manifiestan su indignación “cómo pueden paralizar la ciudad así”, dicen. Los autobuses y coches esperan pacientes ante los manifestantes que cantan consignas como “fuera fascistas de nuestras calles” o “Granada será la tumba del fascismo”

Esteladas, encapuchados y pedradas

En medio de un ambiente extraño, en el que se mezclan encapuchados con vecinos que pasean por la calle, se ven banderas de Andalucía con estrellas en el centro, insignias republicanas y ‘esteladas’ independentistas. En medio de esta amalgama de símbolos y sin mediar palabra un encapuchado vestido de negro coge una serie de piedras y las lanza contra el portal de las mujeres que graban y comentan el vídeo. Nadie habla con el violento ni hay ninguna razón aparente para que la emprenda a pedradas contra la propiedad privada. Solo desde los balcones se oyen reproches al acto de vandalismo.

Sin policía

Ningún viandante dice nada al encapuchado, tampoco hay policía que controle la seguridad ni recibe la reprimenda de sus compañeros de manifestación. De la misma manera que en Granada se produjeron manifestaciones de estudiantes y militantes de Podemos en el resto de capitales de provincia andaluzas. Se trata de un hecho inédito en la historia reciente de la democracia, no es usual que haya una manifestación de protesta contra el resultado de un proceso electoral. Los manifestantes responden de esta manera a la llamada de Iglesias a luchar en la calle contra la llegada de VOX a las instituciones.

PD: ESA ES LA EXTREMA IZQUIERDA QUE NO RESPETA UNAS VOTACIONES LIBRES, YA SABEMOS TODOS POR QUIEN HAN SIDO ALENTADOS A SALIR A LA CALLE.
Lo acepto pero no me gusta ultimamente mi país. No VOX, no me gusta el odio, las mentiras y la manipulación de las personas. Sobre todo la de los pobres. Estoy viendo con asombro y con estupor que los inmigrantes afincados en España, ya con papeles son incluso más beligerantes con los que les parece que estàn en situación inferior respecto a ellos. No se dan cuenta de que esta tendencia tan atroz y tan inhumana, a ellos, que han nacido aquí pero que tienen rasgos especificos siempre les van a considerar ... (ver texto completo)
Anda, lee el artículo de Luis Ventoso, lo que dice él es lo que piensan muchos españoles.
En este momento en Sevilla hay una manifestación de estudiantes contra VOX.
Saludos
¿Y?, tú tampoco aceptas que hayan votado a VOX libremente, ¡anda, que no andas na! sois tremendos los izquierdistas.
33 Psa, 21 Ciudadanos = 54 un escaño parala mayoría absoluta.

Si el PP no quiere colaborar, que busquen un escaño donde sea.
Que no mujer, que no, que lo que tienen que hacer es de nuevo presidenta a la señora Susana y de secretario a Pablo Iglesias, así sería mejor, ¡manda pelendengues! veo que aún no lo habéis superado.
RESULTADOS EN ANDALUCÍA.

Fin de una era: adiós a Susana Díaz, irrumpe Vox y la derecha suma.

Susana Díaz compareció desencajada después de que Juanma Moreno (PP) y Juan Marín (Cs) ya advirtieran de que tratarán de liderar el cambio de gobierno.

ISABEL MORILLO. SEVILLA.

03/12/2018 05:00 - ACTUALIZADO: 03/12/2018 11:40.

Vuelco histórico en Andalucía de la mano de la irrupción de Vox, que con 12 escaños pone bocabajo el mapa político y propicia una suma de las derechas para acabar con 36 años ininterrumpidos del PSOE en el poder. Susana Díaz ha ganado las elecciones, pero será la victoria más amarga que jamás pueda celebrar. Acusa un severo desgaste tras 36 años de gobiernos socialistas. La candidata socialista fue la más votada pero no podrá formar Gobierno. Los votos de la izquierda no suman. El PSOE baja a 33 escaños, pierde 14, y se queda en el millón de votos, el 28%.

Aunque el PSOE parecía no haberlo asumido, tanto PP como Cs aseguraron que pactarían para propiciar el cambio. El PP se queda en 26 diputados, siete menos, Cs 21, sube 12, Adelante Andalucía 17, baja tres, y Vox alcanza 12. Las derechas suman 59 escaños frente a los 50 de PSOE y Adelante Andalucía. Vox obtiene representación en todas las provincias y dos escaños en Almería, Cádiz y Málaga. Su ascenso ha sido imparable. El partido de Santiago Abascal, que muchos equiparan a la ultraderecha de Salvini en Italia y Le Pen en Francia, entra en las instituciones desde Andalucía, una comunidad tradicionalmente en el centro izquierda.

Susana Díaz compareció desencajada después de que Juanma Moreno (PP) y Juan Marín (Cs) ya advirtieran de que tratarán de liderar el cambio de gobierno. La socialista no admitió preguntas y lejos de dimitir aseguró que este mismo lunes iniciará una ronda de contactos para tratar de pactar con "las fuerzas constitucionalistas" para frenar a Vox, un partido que calificó de "ultraderecha, xenófobo, que justifica la violencia hacia las mujeres" y propicia "el enfrentamiento entre ciudadanos". Díaz dejó claro que viene un ciclo electoral muy importante en España y los partidos deberán retratarse y decidir si pactan con la extrema derecha o se alían para frenarla. Durante toda su comparecencia, que recordó a la noche de su estrepitosa derrota en las primarias del PSOE, no asumió que había sido desalojada del Gobierno. Solo lamentó que muchos ciudadanos se hayan quedado en casa y no hayan ido a votar. Los socialistas aún no habían digerido que, salvo milagro, han perdido el poder en Andalucía.
Andalucía dice «no» a la izquierda.

España vivió ayer una nueva transición democrática -la que pone a Andalucía en puertas de un nuevo futuro- y que debería provocar un inmediato adelanto electoral, porque Sánchez y el PSOE han sufrido la peor derrota.

ABC.

Actualizado:

03/12/2018 08:11h.

Los votantes andaluces han puesto fin a casi cuatro décadas de gobierno hegemónico del PSOE, con unos resultados sorprendentes por la espectacular caída de la izquierda en su conjunto, que pierde 17 escaños respecto a 2015 -14 el PSOE, que queda por debajo del 30% de los votos, y tres la confluencia de Podemos e IU-, y el auge inesperado de Vox, que, con 12 escaños, puede ser el detonante del cambio en Andalucía. La izquierda ha pagado muy caro sus divisiones internas, los discursos frentistas y la corrupción masiva en la Junta, aunque es cierto que las dimensiones de su derrota no eran previsibles. Cataluña ha sido también determinante del voto de muchos andaluces, y también de una gran parte de la abstención en la izquierda, que no han entendido el compadreo de Sánchez con un separatismo que siempre ha tenido el desprecio hacia Andalucía como santo y seña de su teoría del conflicto con España.

Esta derrota no es sólo de Susana Díaz, sino también de Sánchez, aprendiz de brujo que jugó a dividir la derecha promoviendo la crispación nutriente del voto a Vox y se ha topado con una derrota histórica, otra de las que jalonan el lamentable paso de Sánchez por Ferraz. Para él habría sido ideal un retroceso de Susana Díaz, pero manteniendo el poder con Podemos. Los cálculos han fallado a los estrategas de Ferraz. La abstención es el voto de castigo a la izquierda. Lo que ha sucedido es la manifestación de una Andalucía desconocida para los circuitos oficiales y que ha eclosionado con una quiebra del statu quo dominado por el socialismo. Sin embargo, no todo se explica por la abstención, porque los partidos del centro-derecha y de la derecha han sumado más votos que en 2015, hasta llegar a una mayoría absoluta de 59 escaños y 50% de los votos, lo que quiere decir que ha habido una clara voluntad de cambio en el voto de los andaluces. Un cambio que también apunta al resto de España, porque el PSOE no debe ignorar que el mensaje de los andaluces es que su política en Cataluña no se perdona. Sánchez vive por encima de sus posibilidades y ha tenido que ser Andalucía la que dé el puñetazo en la mesa para decir que el rey está desnudo. Si los dirigentes del PP y de Cs interpretan correctamente los resultados, deben articular una alternativa de gobierno que habrá de contar con los votos de Vox.

El partido dirigido por Abascal tiene en su mano propiciar el cambio en Andalucía, porque no hay opción viable sin sus votos. Su mérito histórico será dar paso a ese cambio, no bloquear la oportunidad que tiene Andalucía de soltar el lastre de décadas de socialismo inoperante. Sus propuestas radicales sobre inmigración son tema de debate en unas elecciones nacionales y no tendría sentido que condicionaran la formación de un gobierno que, por lógica electoral, debe presidir Juan Manuel Moreno. La izquierda se escandalizará con el posible apoyo de Vox a Moreno, pero debería recordar que Sánchez es presidente gracias a los votos de Bildu -es decir, ETA- y de los golpistas catalanes. Resultaba patético escuchar ayer a socialistas y populistas alarmarse de la llegada de «la extrema derecha», en vez de analizar su tremendo batacazo. En esto, el PSOE no puede dar lecciones de ética política. En el campo del centro-derecha, el PP retrocede siete escaños, pero se mantiene holgadamente como segunda fuerza, por encima del 20%. No solo evita ser desbordado por Cs, sino que permite a Casado superar el trance de Andalucía con la vista puesta en que su partido gane, por vez primera en la historia de la democracia, la presidencia de Andalucía.

Casado, que se ha volcado en la campaña, ahora sí tiene manos libres y autoridad confirmada para afrontar la renovación del PP. Sin triunfalismos pero sin vacilar en el proceso de transformación interna que debe conducir a una reorganización política del centro-derecha. Por su parte, Cs ha tenido un éxito incuestionable, alcanzando la tercera plaza y mejorando sus resultados, pero no ha desbancado a los populares, que era su objetivo estratégico a nivel nacional. Empieza ahora el procesamiento de los resultados por los partidos. La izquierda ha certificado en su feudo histórico un fin de ciclo maquillado por la moción de censura contra Rajoy, pero que ahora revela la decrepitud ideológica y programática de Sánchez. El centro-derecha tendrá que gestionar la aparición de Vox y asumir que el votante de derechas ya no se siente cautivo de sigla alguna. España vivió ayer una nueva transición democrática -la que pone a Andalucía en puertas de un nuevo futuro- y que debería provocar un inmediato adelanto electoral, porque Sánchez y el PSOE han sufrido la peor derrota imaginable.
Elecciones Andalucía 2018.

Terremoto en Andalucía: la derecha podrá gobernar gracias a VOX tras 40 años de cortijo socialista.

Segundo Sanz. 02/12/2018.22:10.

El PSOE ha ganado las elecciones andaluzas de este domingo pero ha experimentado un retroceso histórico al obtener 33 escaños (14 menos que en 2015), mientras que la derecha (PP, Ciudadanos y VOX) podrá gobernar por primera vez en Andalucía tras 40 años de mandato socialista, según los datos oficiales al 99% escrutado.

La suma de PP, Ciudadanos y VOX se sitúa en 59 diputados, cuatro por encima de la mayoría absoluta (que está en 55). En cambio, es la primera vez en Democracia que los socialistas, cuyo partido sustenta al Gobierno de Pedro Sánchez, bajan de los 40 diputados en Andalucía.

La campanada de la noche y del año la ha dado VOX, el partido que lidera el exparlamentario vasco del PP Santiago Abascal, que ha logrado su primera representación en una cámara autonómica con 12 diputados. De este modo, tendrá grupo propio.

Por su parte, el Partido Popular, que llegó a ganar los comicios de 2012, pero que no pudo gobernar por la alianza entre PSOE e IU, ha obtenido ahora 26 parlamentarios, dejándose por el camino 7 diputados con respecto a la anterior cita de 2015. Sin embargo, su candidato, Juanma Moreno, podrá ser presidente de la Junta de Andalucía.

Como cuarta fuerza se ha situado Adelante Andalucía, la marca integrada por Podemos e Izquierda Unida, que ha cosechado 17 escaños, tres menos que en los anteriores comicios. Entonces, ambas fuerzas concurrieron por separado al Parlamento autonómico: la formación morada de Teresa Rodríguez irrumpió con 15 diputados mientas que IU queda relegada a la quinta posición con 5 parlamentarios, su peor resultado histórico en Andalucía

Ciudadanos, que en 2015 entró en la Cámara andaluza con 9 representantes, no ha conseguido finalmente dar el ‘sorpasso’ al PP, aunque ha alcanzado su objetivo de duplicar su presencia en el Parlamento regional, llegando a los 20 diputados, convirtiéndose en tercera fuerza.

El fenómeno VOX

En quinta posición se ha situado VOX, que acaparó el mayor protagonismo de estas elecciones durante la última semana de campaña. La propia Susana Díaz, en su estrategia por dividir el voto de la derecha, afirmó en una entrevista en Radio Nacional de España (RNE), que VOX es un partido que “no es bueno para la convivencia entre los ciudadanos”. La presidenta socialista manifestó que “los planteamientos políticos de VOX justifican la violencia entre los ciudadanos y fomentan la violencia contra la mujer”.

En la misma línea, la vicepresidenta del Ejecutivo de Pedro Sánchez, Carmen Calvo, señaló que “a este Gobierno y a la inmensa mayoría de ciudadanos nos preocupa mucho un partido cuyo ideario es anticonstitucional”, en alusión a VOX.
ELECCIONES ANDALUZAS.

¿Por qué no gana el PP en Andalucía?

Altos cargos del partido, sociólogos y politólogos analizan las causas de su fracaso tras 36 años de Gobiernos socialistas.

JAVIER MARTÍN-ARROYO.

Ronda 30 NOV 2018 - 09:04.

“El PP siempre buscaba en los pueblos al cura, al director de banco y al farmacéutico, que producían un rechazo injusto. Y el PSOE a los maestros y a los empleados del banco”. Juan Ojeda, ex secretario general del PP andaluz, lanza con retranca la anécdota que explica en parte el fracaso del Partido Popular para seducir a la población de las zonas rurales de esta comunidad. Solo en parte.

Ojeda ilustra la elección fallida de cargos para los Ayuntamientos que los populares hicieron en el campo andaluz, con mayor peso poblacional que las ciudades y la costa (unos seis millones de habitantes del total de 8,4 millones). “En los pueblos hay más memoria histórica, el recuerdo está fresco y el PP no ha sabido conectar con la gente”, considera. Pero existe un cóctel de razones en el que coinciden los sociólogos y politólogos para explicar por qué Andalucía es la única comunidad española sin alternancia en 36 años de autonomía —Castilla y León lleva 30 años de Gobiernos del PP pero tras cuatro años iniciales con el PSOE—. Los populares no han podido asaltar el feudo de los socialistas y sus propios mandos rubrican los argumentos de los expertos para explicar este fracaso político.

“En Andalucía los latifundios fueron crueles y el poso cultural de los jornaleros es fundamental. Los vecinos me dicen ‘mi padre fue minero, ¿cómo voy yo a votar al PP?’ No sabemos cómo convencer a esa gente de que queremos su bien. Cuesta mucho trabajo romper esa barrera mental”, describe Ángeles Isac, presidenta del PP en Linares (Jaén), municipio con la tasa de paro más alta del país (39%) gobernado por los socialistas. En las autonómicas de 2015 el PSOE renovó su mayoría en esta provincia olivarera por seis escaños frente a cuatro del PP y uno de Podemos.

“Es David contra Goliat, me pateo la provincia con mi coche con romanticismo y voluntariedad, pero ellos [el PSOE] tienen delegados de la Junta, Consejerías y planes específicos. Hasta ahora no hemos sabido enfangarnos, yo no sé meterme en un mercado de abastos y decirle a alguien ‘te voy a arreglar el puesto’. No sé mentir”, alega Isac.

A pesar de que el partido difunde en Andalucía que ocupa el centro, los andaluces lo perciben como una formación escorada a la derecha. Y la mayoría de votantes se posicionan en el centro izquierda, según ha mostrado durante años el denominado CIS andaluz, la encuesta del Estudio General de Opinión Pública de Andalucía (Egopa). Hoy el candidato Juan Manuel Moreno defiende sus medidas “de centro”, una estrategia que desbarata su líder nacional, Pablo Casado, cuando por ejemplo equipara la inmigración con la delincuencia para rivalizar con Vox.

“El PP fracasó en proyectar esa imagen reformista de Aznar y no se ha desprendido de su imagen de herencia del franquismo y de derechas, más que liberal y centroderecha. Más aún ahora con Casado”, considera Carmen Ortega, responsable del Centro de Análisis y Documentación Política y Electoral de Andalucía (Capdea) que ha realizado el Egopa hasta el pasado febrero, antes de interrumpirse por falta de financiación. El voto rural es conservador, “pero no en el sentido de derechas, sino que no quiere experimentos”, recuerda Ortega.

Javier Torres-Vela, expresidente del Parlamento andaluz y profesor de Ciencias Políticas, explica la clave sentimental, tan decisiva para escoger papeleta: “El voto es una ponderación de todo y si los que llegan [el PP] quieren ser alternativa y ganar, tienen que ofrecer más confianza y seguridad que los que están [el PSOE]”.

¿De dónde nace ese recelo de parte de la población andaluza hacia el PP?

La visión generalizada de la clase política española sobre Andalucía desde el siglo XIX es de una región subdesarrollada con mano de obra barata. Con esa perspectiva que cambió muy poco durante el siglo XX, los expertos sitúan a principios de los años 80 los primeros errores de Alianza Popular [germen del PP] en el tablero político andaluz. Fue en el inicio de la autonomía, lograda tras un referéndum. “En ese proceso constituyente la derecha se autoexcluye durante mucho tiempo y el PSOE cogió la centralidad de Andalucía”, explica Torres-Vela. El también politólogo José Manuel Trujillo, de la Universidad Pablo de Olavide, coincide: "UCD y Alianza Popular tuvieron una actitud más tibia mientras Partido Andalucista y PSOE supieron apostar por la autonomía, marcando al menos a dos generaciones. Una losa sobre la derecha, que permitió esa imagen institucionalizada de que el Estado del Bienestar se ha desarrollado gracias al PSOE".

Los populares tocaron suelo con Gabino Puche cuando en 1990 se quedaron en 26 escaños. Y entonces llegó Javier Arenas, que perdió tres elecciones y ganó una, aunque sin mayoría absoluta que le permitiese gobernar.

“No hay razón ni maleficio, no es que los andaluces no nos quieran. Nos ha fallado el no haber sabido transmitir nuestras propuestas para llegar a la razón y al corazón del ciudadano. Para que nos crean tenemos que gobernar y todavía no ha sido posible porque el PSOE siempre encontró una muleta”, censura Teófila Martínez, excandidata popular a las elecciones andaluzas del año 2000.

El techo del PP llegó en 2012: 1.567.207 votos con los que ganó 50 diputados (a cinco de la mayoría absoluta). En 2015 obtuvo con Moreno de candidato 1.064.168 votos que le dieron 33 diputados. Hoy las encuestas le dan una bajada de entre siete y 11 escaños mientras que Ciudadanos duplicaría sus nueve diputados. “Hubo un punto de inflexión que fueron las elecciones de 2012. A partir de ahí no se ha encontrado el sistema y la estrategia. Todavía estamos con la resaca de ese momento”, censura un diputado popular que pide el anonimato.

Para explicar el éxito de Arenas en 2012 contra José Antonio Griñán, otro parlamentario subraya: “Impuso el mensaje de un partido reformista y andalucista, ahí estaba la clave. Además, conocía Andalucía como la palma de su mano, nos exigía sesiones de meditación y autocrítica y por eso tuvimos un resultado digno incluso en esas zonas escoradas a la izquierda”.

¿Y por qué no se logró esa mayoría absoluta? ¿Qué falló? La reforma laboral del presidente Mariano Rajoy hizo un flaco favor al PP, y los sindicatos se movilizaron a favor del voto para la izquierda, ya fuera PSOE o IU. “Se les tocó las narices a los sindicatos, que jamás en la vida se han movilizado como esa vez”, recuerda un diputado popular.

Los 87.268 kilómetros cuadrados que ocupa la región conforman un vasto territorio, a menudo montañoso, muy difícil de abarcar. Había que recorrer cada esquina y tener agrupaciones en los pequeños pueblos donde el PSOE tuvo una sede abierta desde principios de los años 80 y esa empresa se ha logrado pero luego faltó la barrera mental, la más cuesta arriba, coinciden en lamentar varios cargos del PP.

A pesar del panorama actual tan fragmentado, el PP mantiene su presencia en el territorio con 179 alcaldías en los 778 municipios andaluces (151 hace una década) y 169.684 afiliados, 44.207 más que en 2008, repartidos en 254 sedes.

El actual candidato Moreno se escuda: "El PP habrá hecho cosas mal y bien, pero en estas cuatro décadas hemos tenido un partido que abandonó la acción de gobierno y ha dedicado sus recursos y energía a mantenerse en el poder. Y luchar contra ese aparato es complicado. Andalucía no ha penalizado los errores del PSOE. Todas las comunidades han progresado más que Andalucía y en todas ha habido alternancia".
Elecciones Andalucía 2018.

Teresa Rodríguez pide eliminar los zoos e implantar la jornada laboral de 8 horas para los animales.

OKDIARIO. 27/11/2018.23:02.

La candidata de Adelante Andalucía (marca blanca de Podemos e IU) a la Presidencia de la Junta, Teresa Rodríguez, ha anunciado este viernes que un gobierno de la confluencia presentará una ley de protección y bienestar animal que, entre otras cosas, elimine los zoológicos y prohíba que los animales tengan jornadas laborales de más de 8 horas.

Así se ha pronunciado Rodríguez en el acto público que ha celebrado la confluencia en Granada, en la sala Manuel de Falla del Palacio de Congresos. Según ha explicado la dirigente andaluza de Podemos, los andaluces van “muy por delante” de las leyes “obsoletas” en materia de protección animal, por lo que “no vamos a dar la espalda a este sentir mayoritario” y, tal como recoge el programa electoral de Adelante Andalucía, un gobierno de la confluencia “se adaptará a las regulaciones internacionales”.

En concreto, Teresa Rodríguez aboga en su programa electoral por “prohibir obligar a trabajar a animales de menos de seis meses de edad, enfermos, desnutridos o fatigados, así como obligarles a desempeñar trabajos en los que el esfuerzo exigido supere su capacidad. Lo anterior es aplicable a las hembras que estén preñadas. En cualquier caso, el tiempo de trabajo de los animales no superará las ocho horas diarias”.

Junto a ello se establecerán criterios zootécnicos para adecuar la carga o tiro que podrán soportar los animales y se prohibirá el uso de animales en exhibiciones, publicidad, fiestas populares y otras actividades si éstas implican sufrimiento, dolor, tratamiento antinatural o comportamientos alejados a su propia etología.
POLÍTICA SONDEO EL ESPAÑOL / SOCIOMÉTRICA (X)

Susana Díaz perdería hasta 10 escaños, el PP sería segundo y Vox entraría en el Parlamento andaluz.

El PSOE ganaría las elecciones con un 32,8% de los votos, seguido de Partido Popular con un 22,7% y Adelante Andalucía con un 18.6%.

El PP consolidaría su segunda posición con entre 26 y 29 escaños y Vox entraría en el Parlamento andaluz con entre 3 y 5 escaños.

El 78% de los votantes de Vox procede de PP y Cs y sólo un 13% de PSOE y Podemos.

26 noviembre, 2018 01:56.

Carmen Lucas-Torres.

A una semana de la celebración de las elecciones de Andalucía, Susana Díaz ganaría los comicios, aunque se quedaría lejos de la mayoría, por lo que necesitaría del apoyo de otras fuerzas políticas para gobernar.

Según el último sondeo de SocioMétrica para EL ESPAÑOL, el PSOE ganaría las elecciones andaluzas del próximo 2 de diciembre con un 32,8% de los votos, el Partido Popular quedaría en segundo lugar con un 22,7%, Adelante Andalucía (marca de Podemos e Izquierda Unida en la región) alcanzaría el tercer puesto con el 18,6% de los votos y Ciudadanos alcanzaría el cuarto puesto con el 16,2%, aunque conseguiría casi el doble de votos que en las elecciones de 2015. Vox entraría en el Parlamento andaluz con el 6,5% del apoyo en las urnas.

Susana Díaz al frente del PSOE perdería así entre 7 y 10 escaños respecto de las últimas elecciones andaluzas, cuando obtuvo 47 escaños. Ahora, se quedaría entre los 37 y los 40.

Respecto al resultado de las urnas en 2015, que tuvieron como resultado un pacto de gobierno PSOE-Cs, el Partido Popular conservaría la segunda posición aunque perdería entre 4 y 7 escaños, Adelante Andalucía ganaría hasta dos escaños, de los 20 a los 22 y Cs ganaría entre 8 y 10 escaños, pasando de 9 a entre 17 y 20 y quedando en la cuarta posición del mapa político.

Pactos necesarios
Con estos porcentajes, Susana Díaz no alcanzaría la mayoría del Parlamento andaluz, situada en los 55 escaños, por lo que tendría que volver a pactar con alguno de los partidos de la oposición.

Tanto una alianza con el Partido Popular, como con Ciudadanos o con Adelante Andalucía le permitirían gobernar. La posibilidad de un acuerdo entre PP y PSOE en Andalucía ni siquiera se baraja, por lo que las posibilidades se cierran a dos bandas. La ruptura del acuerdo de Gobierno de Juan Marín (Cs) en los últimos meses parecen no dejar muchas posibilidades de acuerdo entre ambos partidos, así que Adelante Andalucía es la opción más factible, aunque Teresa Rodríguez ha dicho en las últimas semanas que "no está dispuesta a llegar a un pacto de Gobierno con Susana Díaz, sino alcanzar acuerdos necesarios", una vía parecida a la elegida por Pablo Iglesias para sacar adelante la moción de censura contra Rajoy y permitir a Pedro Sánchez alcanzar la presidencia del Gobierno a nivel nacional.

Alta abstención
Según la estimación directa de voto, variable que se obtiene con la pregunta: " ¿A qué partido tiene usted pensado votar en las próximas elecciones andaluzas?", refleja un porcentaje muy alto de indecisos (33,2%) y abstencionistas (13,1%).

Según dicha estimación directa, el PSOE de Susana Díaz obtendría un 18,1% de los votos, seguido del Partido Popular de Juan Manuel Moreno Bonilla con un 11,9% de los votos, de Cs, con Juan Marín a la cabeza, con un 9,8% de votos, la plataforma Adelante Andalucía representada por Teresa Rodríguez con un 6,5% y por último Vox, con el candidato Francisco Serrano, con un 3,8%.

Valoración de los candidatos
La encuesta de SocioMétrica también aborda la valoración que dan los andaluces a los candidatos. Susana Díaz (PSOE) sería la líder mejor valorada con un 30,7% de los apoyos. Le seguiría Teresa Rodríguez (AA) con un 24,4%, después Juan Manuel Moreno (PP), con un 22,4%, Juan Marín (Cs) con un 19,4% y por último Francisco Serrano (Vox) con un 3,1% de simpatía.

La opinión de los ciudadanos sobre los candidatos, en todo caso, es sólo un indicador de simpatía que no anticipa voto, puesto que el voto de castigo o voto útil puede llevar a los votantes a votar a un partido distinto al de su líder preferido. Por otro lado, mientras el 100% del censo opina sobre candidatos, sólo el 60% irá a votar.
TRIANA. El PSOE andaluz seguro que gana -lo hemos dicho siempre -, con encuestas o sin ellas. Pero de no sacar la mayoría absoluta tiene que echar mano de Podemos o de Ciudadanos. ¿Cómo lo resolverá? ¿Intervendrá Pedro Sánchez para que gobiernen con Podemos? No se pueden ver Teresa y Susana, pero en política se ladran pero no se muerden. Veremos la solución dentro de unos días.
Ángel llevan más años que Franco en el poder, la izquierda en Andalucía tiene las "medidas" bien cogidas, un dato muy importe es el (PER), ¡allá ellos y sus consecuencias!, parece que les va bien y están contentos con los socialistas.
ELECCIONES EN ANDALUCÍA 2018.

Encuesta electoral ABC: PP y Cs necesitan sumar entre tres y ocho escaños más para desalojar al PSOE de la Junta.

Susana Díaz perdería cinco diputados (41-42) y tendría que pactar para gobernar con Podemos-IU, que pasaría al cuarto lugar, según un sondeo de GAD3.

Antonio R. Vega.

Sevilla.

Actualizado:

18/11/2018 10:03h.

Al Partido Popular y Ciudadanos no les terminan de salir las cuentas electorales para acabar con 37 años de hegemonía del PSOE en la Junta de Andalucía. A ambas fuerzas les faltarían entre tres y ocho escaños para sumar 55 diputados, la cifra que marca el umbral de la mayoría absoluta en el Parlamento andaluz, según la encuesta preelectoral realizada por GAD3 para ABC.

Con una horquilla de entre 25 y 27 escaños (22,3% de los votos) para el partido de Juanma Moreno y de entre 22 y 25 (19,3%) para la formación que lidera Juan Marín, el bloque del centro-derecha aglutinaría 52 escaños en el más favorable de los escenarios que proyecta el sondeo. La acusada caída del PP, que ahora tiene 33 escaños, no se ve compensada con el ascenso de Cs, que ahora cuenta con nueve representantes.

La suma de ambos no sería suficiente, por tanto, para desalojar a un PSOE que ganaría de nuevo las elecciones pero con una mayoría más débil de la que sacó en los anteriores comicios: entre 41 y 42 diputados (33,5%). Si quiere seguir gobernando, parece inevitable que la actual presidenta y candidata socialista se entienda con Adelante Andalucía. La coalición de Podemos e IU, que en los anteriores comicios de 2015 se presentó por separado, se estrenaría con un cierto retroceso: pasa de los 20 que suma actualmente a entre 17 y 19 escaños. Con un 17,4% de los votos, quedaría desplazada a la cuarta posición en la Cámara autonómica.
El enemigo en casa.

Susana Díaz teme que de la alianza entre Sánchez e Iglesias salga una maquiavélica operación para cobrarse su cabeza.

Ignacio Camacho.

Actualizado:

16/11/2018 00:57h.

Descontada la victoria -en minoría- del PSOE en todas las encuestas, la principal incógnita de las elecciones andaluzas está en la competencia, que se presume apretada, entre los partidos de centro derecha. De su resultado dependerá en gran medida la correlación nacional de fuerzas entre el PP y Ciudadanos ante el largo ciclo electoral que comienza; o, dicho de otro modo, la decantación del voto útil entre Casado y Rivera. Si Cs, que ha crecido mucho en las capitales y en la franja costera, queda por delante, el nuevo líder popular perderá su primera gran prueba y empezará a sufrir la duda de su electorado y la contestación interna. Le queda la baza de la implantación rural, esa Andalucía interior a la que los naranjas aún no llegan, pero serán pocos votos y menos escaños los que marquen la diferencia. La probabilidad de que entre ambos sumen una masa crítica de cambio es bastante incierta. No descartable ni inverosímil pero poco plausible como apuesta.

Pese a ese despejado panorama, la virtual ganadora tiene un motivo para no sentirse tranquila. Ni siquiera el sesgo sectario del CIS le contempla una mayoría, y el tajante anuncio de Rivera de que no repetirá pacto -le ha faltado jurarlo sobre una Biblia- la deja ante la única alternativa de aliarse para gobernar con la coalición entre Podemos e Izquierda Unida, fórmula actualizada de un viejo comunismo que siempre conserva arraigo en Andalucía. Sucede que los líderes de Adelante, Teresa Rodríguez y Antonio Maíllo, detestan a Susana Díaz con una animadversión que ella corresponde en la misma medida, y que han adelantado que en cualquier acuerdo exigirán su renuncia como contrapartida. El problema de la presidenta es que a Pedro Sánchez le puede agradar mucho esa perspectiva de conservar el bastión de poder y deshacerse al mismo tiempo de la oposición susanista. Y que en política el verdadero enemigo se esconde siempre en las propias filas.

Sánchez está a partir un piñón con Pablo Iglesias. Si no sale del presidente la sugerencia, le encantará la posibilidad de derribar a su rival en el partido por mano ajena. Su socio le haría el trabajo de liquidar la disidencia y él tendría la impecable coartada de salvar la alianza de la izquierda. Por eso Díaz se siente inquieta; ya ha aceptado como mal menor la idea -que ayer le aconsejó hasta Felipe González- de apoyarse en Podemos a falta de mejor muleta, pero lo que ve venir es una maquiavélica operación para cobrarse su cabeza. Después de las urnas tendrá que desplegar su estrategia, pero ya sabe por experiencia que no hay peor cuña que la de la misma madera.

En cualquier caso, hasta los votantes de derecha están convencidos de que el PSOE va a gobernar la región por otros cuatro años. Y si logra concluir el mandato habrá cumplido en el poder, aunque con incuestionable respaldo democrático, más tiempo que el mismísimo Franco.

Ignacio Camacho.

Articulista de Opinión.
Niños pobres víctimas del socialismo.

OPINIÓN.

BERTA G. DE VEGA.

19 OCT. 2018 02:06.

Le debemos, agradecidos, a Isabel García Tejerina abrir el melón de las desigualdades educativas en España según el informe PISA y el TIMMS, lo que tenemos ante la ausencia de una prueba de evaluación nacional, porque ni siquiera la Selectividad sirve, al redactar el examen las distintas comunidades. Por mucha indignación que causara su «En Andalucía te dicen que lo que sabe un niño de diez años es lo que sabe un niño de ocho en Castilla y León», la ex ministra sólo se refería al curso y medio de adelanto que, según PISA, le llevan los niños de Castilla y León de media a los andaluces. La desigualdad entre comunidades como aspecto a estudiar ha ido calando a la luz de estos resultados hasta el punto de preguntarnos si vale hablar de sistema educativo español cuando en Castilla y León están casi igual de bien que Finlandia y Andalucía está por debajo de la media de la OCDE. En Inglaterra, constatadas las grandes diferencias entre el Norte y el Sur, el Comisionado de la Infancia puso en marcha una investigación, «Creciendo en el Norte», para averiguar qué pasaba, qué incentivos tenían en sus casas los niños del Norte para estudiar, cuáles eran sus modelos, sus aspiraciones. ¿Se imaginan un estudio que fuera Crecer en Andalucía? Imposible, a la vista de la reacción a la afirmación de Tejerina desde su propio partido, con este tuit de Juanma Moreno Bonilla: «No compartimos las palabras de Isabel Garcia Tejerina. Los niños y profesores andaluces son de diez, sólo les falta un gobierno a su altura». Se elude así lo que más debería preocupar a un partido socialista, que basa su ideario en la igualdad de oportunidades: el fracaso escolar se ceba con especial inquina entre los niños andaluces más pobres. Sí, también más que en Castilla y León, gobernada por el PP. Es la farsa socialista. Un niño de una familia de clase media alta andaluza tiene 18 veces más posibilidades de estar entre los mejores de la clase que un compañero de clase baja, como explican Gabriela Sicilia y Rosa Simancas en la Equidad educativa en España. El informe debería sonrojar a cualquier socialista si la oposición andaluza fuera capaz de leerlo y comprenderlo. En él se ve cómo en Andalucía hay un 25% de alumnos considerados «pobres» educativamente, que no alcanzan un nivel mínimo de competencias, por un 10% en Castilla y León. También tenemos menos alumnos resilientes, o sea, capaces de hacerlo bien académicamente a pesar de sus circunstancias socioeconómicas. Eso, traducido al román paladino, significa que un niño que haya nacido en Los Pajaritos de Sevilla lo tiene mucho más difícil para sacar buenas notas no sólo que un alumno de Los Remedios, sino que el niño más pobre de Castilla y León. El ascensor social educativo, roto. Todo un éxito socialista. Con datos. No es una opinión de Isabel García Tejerina. Sí, #RespetoAndalucía. Nuestros hijos andaluces no son más tontos y se merecen las mismas oportunidades que en Castilla y León.
¿Te guiñaría un ojo?
Saludos.
Estoy libre como la gaviota del PP.............., tú misma, jajajajajaja
Solo te digo que ya no podrás decir que no tienes color.
Saludos
Ya te digo, ¡menudo color morenazo tengo yo, si tú me vieras.......................
A Bailar
Cantores de Hispalis

A baila, a baila y a baila
Alegre sevillanaa, todo el mundo
A baila, a baila y abaila
Ven conmigo a baila

La feria se ilumina, con tú belleza.
Bailaa, bajo un manto de luces tu gracia reluce baila sevillanaa
Las noches en tu pelo, imperio sobrero de una raza antigua y gitanaa
Bailaa, las fuentes de la cava van en tu mirada niña cordobesaa
Entre palmas y cante brilla tu semblante de tu vieja estirpe y grandezaa

Olee la noche está embrujada niña enamorada sol de andaluciaa
Que viva la alegríaa, de mi gente y de mi pueblo vamos a baila.

A baila, a baila y a baila..............

Que cante la giralda, que va y la vuelva.
Bailaa, dime que tu me quiere, que de pena muere si no estás conmigoo,
Te digo éste piropo porque ya estoy loco y es que sueño siempree contigoo.
Bailaa derrama tu salero por todo el armero de la feria míaa
Y que digan tus manos halagos y abajo llevando la gracia prendíaa.

Olee, la noche está embrujada...............

A baila, a baila y a baila..............

Vaya gracia en la grupa, que es tu montura.
Bailaa, al trote de mi alta jerezana guapa gitanos y payoo
Jerez de la frontera lleva por bandera que baile con arte el caballo
Bailaa, rejone de salero da suerte al torero al son de cascabelee
Cristale encendio y en oro fundío con un vino fiino se bebeen

Olee, la noche está embrujada...............

A baila, a baila y a baila..............

La feria se adormece, todo se apaga.
Bailaa, que siga la alegría de noche y de día con la sevillanaa
No cierre la cortina que escuche la niña con cariño alegree la palmaa.
Bailaa, que ya vienen regando y te estás mojando ya está amaneciendoo,
No digas disparate porque echo p´a lante dejarme que siiga bebiendoo.

Olee, la noche está embrujada.............
Triana, no decías qué si tú supieras? Nunca me he definido, nunca he dicho si soy de derechas o de izquierdas.. Tomo nota, ya no lo podrás decir más.
Saludos.
Yo voto según me venga el aíre, una cosa puedes estar segura que con los compañeros de gobierno que tiene Sánchez, ¡jamás, jamás, y jamás iría con ellos a tomar un café!
TRIANA Hay que andar con pies de plomo. Son tres contra dos, nos van a pelar. Son tres pesos fuertes, están muy unidos. Mari, Clara y Olimpio. pero bueno, hay que seguir "dando leña".
Ángel no te preocupes que nos sobramos y bastamos para "mojarle" las orejas, jajajajaja, ¿sabes que voy a votar a VOX?
Jooooooo que le concedan a éste lo que pideeeeee.
Por Dios!
Saludos.
¡Los "chorizos" a la cárcel, todos esos de las tarjetitas en prostitución, ¡sinvergüenzas!